Sanidad añade el dolor de garganta al tragar como uno de los síntomas de posible infección por coronavirus

Amplía los síntomas atípicos que llevan a recomendar hacer una prueba para detectar el virus en 24 horas desde que se perciben


El Ministerio de Sanidad quiere hacer de la detección precoz de los casos de covid-19 uno de los puntales en los que se apoye la desescalada tras semanas de confinamiento. Para ello ha actualizado los síntomas que señalan a un caso como sospechoso y que deben llevar a realizar una prueba en el plazo de 24 horas para confirmar o descartar la presencia del virus. El dolor de garganta al tragar, la diarrea o los dolores musculares son algunos de esos síntomas.

«Se considera caso sospechoso de infección por SARS-CoV-2 a cualquier persona con un cuadro clínico de infección respiratoria aguda de aparición súbita de cualquier gravedad que cursa, entre otros, con fiebre, tos o sensación de falta de aire. Otros síntomas atípicos como la odinofagia -dolor de garganta al tragar-, anosmia -pérdida del olfato-, ageusia -pérdida del sentido del gusto-, dolores musculares, diarreas, dolor torácico o cefaleas, entre otros, pueden ser considerados también síntomas de sospecha de infección por SARS-CoV-2 según criterio clínico», reza ahora el documento «Estrategia de Diagnóstico, Vigilancia y Control en la Fase de Transición de la Pandemia de Covid-19. Indicadores de Seguimiento» que ha publicado este jueves el Ministerio tras haberlo consensuado con las comunidades autónomas.

A estos pacientes sospechosos deberá hacérseles una prueba PCR o alguna otra técnica de diagnóstico similar en las primeras 24 horas desde el inicio de los síntomas. En el caso de que la prueba dé negativa, pero se mantenga una alta sospecha clínica de sufrir coronavirus, se repetirá la prueba. Si vuelve a dar negativa y han transcurrido varios días desde el inicio de los síntomas, se podrá hacer test de anticuerpos o una prueba serológica. No se recomienda, siguiendo las indicaciones de la OMS, el uso de test rápidos como herramienta de diagnóstico o para la toma de decisiones clínicas.

Respecto al manejo de estos pacientes, se señala que todos los casos sospechosos se mantendrán en aislamiento a la espera del resultado de la PCR y se iniciará la búsqueda de sus contactos. Si no se requiere ingreso hospitalario y el paciente es tratado a través de atención primaria, se le aislará en su domicilio. El aislamiento se mantendrá hasta que transcurran tres días desde la desaparición de la fiebre y resto de síntomas, siempre habiendo transcurrido un mínimo de 14 días desde el inicio de los mismos. «Cuando no pueda garantizarse el aislamiento efectivo de los casos leves en su domicilio se indicará el aislamiento en hoteles u otras instalaciones habilitadas para tal uso si existe esta posibilidad», indica el documento.

En caso de haber requerido ingreso hospitalario, en condiciones de aislamiento, las indicaciones del Ministerio señalan que se podrá dar el alta hospitalaria si el estado del paciente lo permite aunque la PCR siga siendo positiva, aunque en ese caso tendrán que mantenerse aislado en el domicilio y siendo monitorizado al menos 14 días desde el alta hospitalaria. Si antes de transcurridos los 14 días de aislamiento desde el alta hospitalaria se realiza una PCR y se obtiene un resultado negativo se podrá desaislar al paciente.

Seguimiento de contactos

Ante un caso sospechoso se dará gran importancia a identificar sus contactos en los últimos días para trazar la red de posibles contagiados. El objetivo es realizar un diagnóstico temprano entre los contactos estrechos para evitar que, a su vez, puedan provocar nuevos contagios mientras son asintomáticos.

Se considerarán contactos estrechos personas que hayan proporcionado cuidados al paciente (personal sanitario o sociosanitario sin la protección adecuada y familiares o allegados con similar contacto físico). También cualquier persona que haya estado en el mismo lugar que un caso sospechoso a menos de dos metros y más de 15 minutos (convivientes o visitas). En un avión o similar, se considera contacto estrecho a los pasajeros situados en un radio de dos asientos alrededor de un caso y la tripulación que lo haya atendido. Se revisarán este tipo de contactos desde dos días antes de empezar a notar los síntomas o, si se trata de un caso asintomático pero con prueba positiva, desde dos días antes de la fecha de diagnóstico.

Los contactos estrechos idenficados serán informados y se iniciará su vigilancia. Deberán estar en cuarentena domiciliaria durante 14 días desde el último contacto con el paciente sospechoso. Si enfermo y contacto conviven y no pueden aislarse de manera óptima, la cuarentena se prolongará 14 días desde que acabe el aislamiento del paciente inicial.

Clasificación de los casos

El documento establece que serán casos sospechosos los que cumplan los criterios clínicos que lleven a sospechar de la infección pero aún estén pendientes del resultado de la PCR.

Serán casos confirmados con infección activa aquellos que dén positivo en la PCR, tengan o no síntomas o sospechas clínicas, y también los casos con síntomas compatibles cuya PCR dé negativa pero la prueba de serología dé positiva.

Los casos con criterio clínico y radiológico compatible con covid-19 pero cuya PCR dé negativa o sea no concluyente, se considerarán casos probables.

Si PCR y prueba serológica -en caso de hacerse- dan negativo y no hay una alta sospecha clínica por los síntomas que se presentan, se considerarán casos descartados.

El «nuevo» shock pediátrico que podría estar vinculado al coronavirus

Mila Méndez
mili
Europa Press

«The Lancet» publica el historial de ocho menores británicos que habrían desarrollado la enfermedad de Kawasaki

Son ocho menores de cuatro a 14 años. La mayoría, cinco, niños. El servicio de recuperación de South Thames en Londres, en el Reino Unido, registró durante un período de 10 días a mediados de abril «un grupo sin precedentes de ocho niños con shock hiperinflamatorio» y con características similares a la enfermedad atípica de Kawasaki. El número habitual de estos casos es de «uno o dos niños por semana», aclara el hospital inglés, que ofrece servicios pediátricos de apoyo y recuperación de cuidados intensivos a dos millones de niños en el sureste de Inglaterra.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Sanidad añade el dolor de garganta al tragar como uno de los síntomas de posible infección por coronavirus