Atrapada en EE. UU. sin medicamentos y sin fecha de regreso

La barbanzana Olga Riveiro viajó a Nueva Jersey para estar presente en el nacimiento de su segunda nieta. Casi dos meses después de su fecha de regreso sigue esperando por un avión que la pueda traer de vuelta a España


ribeira / la voz

Olga Riveiro viajó a Estados Unidos para visitar a su hija Alba y esperar juntas la llegada de la segunda nieta que venía en camino. ¿Quién no querría vivir un momento así? La ribeirense reconoce que Alessia nació llena de salud, como su hermana Martina, que acaba de cumplir 2 años. Todo parecía perfecto, pero los problemas solo estaban a punto de comenzar.

El covid-19 empezó a golpear en Europa y no tardó en dar el salto al continente americano. Donald Trump abrió la caja de los truenos y cerró las fronteras a todos los vuelos con el otro lado del Atlántico. La vuelva a casa se esperaba más que complicada.

Olga Riveiro tenía que haber regresado a Ribeira el pasado 30 de marzo. Más de un mes después, sigue en Nueva Jersey. Cuándo podrá volver es todavía una incógnita. Todo apunta a que no será hasta finales de mayo. «Iberia canceló mi billete sin opción a adelantarlo ni darme una fecha o solución para la vuelta», explica desde América visiblemente cabreada por el trato.

Llamó a las puertas del consulado, la embajada y el Ministerio de Exteriores: «No obtuvimos ayuda. Se limitaron a decirnos que tenía que contactar con la aerolínea. De la embajada recibimos un correo diciendo que llevaban tiempo recomendando a los españoles volver».

Medicación

Aunque pueda compartir estos momentos con sus nietas y su familia americana, la situación no es tan sencilla: «Necesito tomar cierta medicación diariamente, por lo que me traje la necesaria para cubrir mi estancia y una semana extra. La sanidad en este país no tiene el mismo funcionamiento que la española y conseguir las medicinas no es fácil sin tener un seguro propio como ciudadano o residente».

Sobre esta cuestión tampoco encontró ayuda. Lo puso en conocimiento de las instituciones citadas, pero asegura que «por parte de las tres entidades se produjo el silencio como respuesta a mi petición de ayuda», dejándola en la misma situación en la que estaba, atrapada en Estados Unidos y sin fecha de regreso.

La empresa con la que contrató el seguro de viaje tampoco le permitió prorrogarlo. En un país donde una noche de uci puede ascender a los 3.000 euros, contar con una póliza para no arruinarse es fundamental: «Traté de hacer una extensión del seguro que tenía contratado, lo cual me fue denegada. Ninguna de las varias agencias con las que contacté me dio ningún tipo de cobertura, con la excusa de que los seguros tienen que ser contratados antes de salir de viaje».

Fueron la familia y los conocidos que tiene en el país quienes consiguieron poner solución a los problemas, de momento y con un coste bastante alto, pero Olga Riveiro sigue sin fecha para regresar a Ribeira: «Hace más de un mes que tendría que haber vuelto a casa y sigo aquí, sin información ni ayuda de cuando regresaré, y totalmente decepcionada por las respuestas».

Mientras espera un vuelo que la pueda llevar de regreso a España, y aunque haya días que no sean tan fáciles, Riveiro aprovecha para ver crecer a los nuevos miembros de la familia. «Tengo dos nietas preciosas», reconoce la abuela, a quien el covid-19 le ha obligado a seguir en América.

Lo que parecía un viaje perfecto para disfrutar de la familia ha terminado por convertirse en una auténtica pesadilla. Y aún no ha terminado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Atrapada en EE. UU. sin medicamentos y sin fecha de regreso