Las empresas presionan para hacer sus propios test

Iberia acaba de anunciarlos en contra de lo que recomienda Sanidad y patronales de Galicia lo estudian


Iberia anunció ayer, mediante un escrito interno a sus trabajadores al que ha tenido acceso la agencia EFE, que comenzará en los próximos días a hacer sus propios test de detección de coronavirus, tanto serológicos como con pruebas PCR. Se suma así a otras empresas y entidades patronales que, en contra de lo que recomienda el Ministerio de Sanidad, están presionando para llevar a cabo estos test y poder reincorporar empleados de manera presencial y la recuperación de la actividad.

En Galicia hay colectivos empresariales que están trabajando también en esta línea, aunque quieren hacerlo con todas las garantías porque existe cierta controversia legal al respecto. El Gobierno, con la declaración del estado de alarma el 14 de marzo ya puso todo los recursos sanitarios a disposición del sistema público, pero a partir de ahí empezó a hacer un uso muy desigual de ellos. De ahí que el pasado 14 de abril, Sanidad dictó una orden para intervenir los laboratorios privados. Ahora bien, en realidad la normativa lo que hace es dejar su ejecución en manos de las autonomías para que la implementen en función de las necesidades. Dice que deberá validarla «la autoridad sanitaria competente» y «por prescripción médica». Pero, en la Comunidad de Madrid, por ejemplo, solo exige que se lo notifiquen y le vale la prescripción por parte de los servicios de prevención de riesgos laborales de las empresas.

Cambio en el Ejecutivo

El propio Gobierno también ha ido moderando el tono de su posición al respecto. Primero, el ministro Salvador Illa apuntó que estas prácticas no estaban autorizadas y que las compañías lo mejor que podían hacer era «adaptarse a la nueva normalidad», con el teletrabajo y otras medidas. Sin embargo, en su última intervención al respecto, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, se limitó a incidir que este tipo de pruebas resultan «poco efectivas». Considera que no tiene sentido hacerle test a personas sanas y asintomáticas porque el porcentaje de negativos va a ser altísimo. Además, sobre todo los de tipo serológico, tienen una interpretación complicada y deben ir acompañados de la capacidad del sistema sanitario para responder ante los hipotéticos positivos que se detecten.

En cualquier caso, son una demanda ampliamente respaldada a nivel social y las empresas quieren garantías de salud laboral. El secretario general de Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas de Pescados, Juan Manuel Vieites, dice que ya hay empresas del sector que ya han puesto en marcha los test y, como colectivo, lo están tratando con la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB), además de que el propio Vieites le trasladó la petición al ministro del ramo, Luís Planas. «Queremos tener la salvaguarda de que al traer los test no se van a requisar porque eso sería un problema», apunta el directivo que se fija, sobre todo, en la necesidad de apoyar a las pequeñas empresas, como hicieron con las más de 300.000 mascarillas repartidas.

«Nós decidimos seguir as liñas marcadas polo Goberno, tanto para ben como para mal, e imos seguir por aí», señala el presidente de la Federación Gallega de la Construcción, Diego Vázquez Reino, que ve difíciles de aplicar estas medidas a un colectivo, afortunadamente con baja incidencia del virus, pero formado por 8.451 empresas en el que «as que teñen máis de 100 empregados son contadas».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Las empresas presionan para hacer sus propios test