El Gobierno estudia que los niños puedan jugar en la calle sin interactuar con otros a un kilómetro de su casa

El borrador del Ejecutivo prevé que puedan jugar durante una hora y a menos de un kilómetro de casa


colpisa

El Gobierno estudia que los niños de hasta 14 años puedan salir una hora al día a espacios públicos en un radio de un kilómetro de su domicilio. Así figura en el borrador de la Dirección General de la Infancia que está defendiendo ante el resto del Gobierno el vicepresidente Pablo Iglesias.

Este documento, según explican fuentes gubernamentales, todavía puede variar sustancialmente en las reuniones entre los equipos de Iglesias y los expertos del ministerio que dirige Salvador Illa, aunque va a ser la base de la guía que el Ejecutivo hará pública antes de que el domingo o el lunes se permita salir a los pequeños.

La propuesta del equipo de Iglesias incluye que los menores solo puedan abandonar sus domicilios entre las 8:00 y las 22:00 horas del día. Además, la fórmula de salida no tiene que ser expresamente un paseo. Los menores, según este proyecto que debe ser ratificado todavía, podrían jugar, correr o hacer ejercicio físico en espacios públicos siempre que respeten las distancias de seguridad con otras personas y no interactúen con otros niños con los que no hayan compartido el confinamiento, como los hermanos.

En cualquier caso, estas actividades tendrían que ser en la mayoría de los casos en las calles o aceras porque el borrador del equipo de Pablo Iglesias prevé mantener la prohibición de acceder a los parques y las zonas infantiles. En el borrador no hay mención al uso de espacios compartidos de las comunidades de vecinos, que es un tema que siguen todavía valorando los expertos.

Un adulto puede acompañar hasta a tres niños

Un solo adulto -de acuerdo con este texto- podrá acompañar hasta tres niños si es capaz de garantizar que los menores respetan la distancia social con otras personas. Eso sí, ese adulto, que no tiene que ser a la fuerza un progenitor o tutor legal (puede ser otro familiar o un cuidador), sí que tiene que haber convivido con los niños durante el período de confinamiento que comenzó el pasado 14 de marzo con la declaración del estado de alarma.

Si se mantiene con la actual redacción, el texto prevé que en ningún caso se permita la salida de menores que presenten síntomas compatibles con el coronavirus, especialmente si el pequeño tiene fiebre.

El borrador de la guía o instrucción que Illa quiere dar a conocer antes del fin de semana también incluye una serie de recomendaciones como el uso de mascarillas o el lavado intensivo de las manos antes y después de estar en la calle. El Gobierno, sino hay cambios, también instará a los padres y tutores a explicar con detalle a los menores las reglas para que los niños sean conscientes de las consecuencias de no respetarlas, en particular de poder contagiar a personas especialmente vulnerables como son los ancianos.

El texto de Iglesias recuerda que estas salidas no son en modo alguno obligatorias y que este permiso para abandonar el domicilio no se puede usar como excusa para realizar otra serie de actividades prohibidas durante el estado de alarma, que sigue plenamente vigente a pesar de este alivio confinamiento infantil.

Adolescentes

Todas estas medidas -según el borrador de Infancia- serían aplicables también a los adolescentes de entre 14 y 18 años, pero solo en el caso de que sean residentes en municipios de menos de 2.000 habitantes y en los que no se hayan dado casos de coronavirus, al menos en fechas recientes. La idea es que en una segunda fase estos adolescentes, con independencia de su lugar de residencia, sí que puedan abandonar una hora al día sus domicilios como harán a partir del próximo fin de semana los niños.

La propuesta que el equipo de Iglesias defiende estos días es, en realidad, la que ya presentó la semana pasada a Pedro Sánchez y que sirvió de base a la intervención del presidente el pasado sábado.

Según explican fuentes gubernamentales, el martes en el Consejo de Ministros fue la vicepresidenta Carmen Calvo la encargada de presentar el borrador del decreto ley. Calvo, ante sus compañeros de gabinete, solo avanzó -según estas mismas fuentes- que el proyecto ampliaba de 12 a 14 años la edad máxima de los niños y que el resto de pormenores iban a ser detallados en los próximos días en una guía editada por Sanidad. No dijo nada de las polémicas visitas al «súper».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
16 votos
Comentarios

El Gobierno estudia que los niños puedan jugar en la calle sin interactuar con otros a un kilómetro de su casa