Marruecos prohíbe la exportación de mascarillas a pesar de producir más de tres millones al día

Su uso es obligatorio en el país del norte de África, donde negarse a llevarla está castigado con cárcel

Fábrica de mascarillas en Casablanca, Marruecos.
Fábrica de mascarillas en Casablanca, Marruecos.

El Gobierno de Marruecos ha prohibido la exportación de mascarillas sanitarias pese a recibir «muchas peticiones de distintos países», según dijo este viernes el ministro de Industria y Comercio, Moulay Hafed Alamy, en declaraciones al diario L'Economiste. Tal y como informa EFE, dio a entender que las demandas han procedido de países europeos, «donde hay una verdadera penuria» porque se ha convertido en un producto muy solicitado.

«La prioridad la hemos dado al mercado nacional», aclara el ministro, que cifra la producción nacional de mascarillas en 3,3 millones diarias y que promete llegará a los 5 millones diarios el próximo martes.

En Marruecos, llevar mascarilla facial es obligatorio para toda salida exterior desde el pasado martes -negarse a llevarla se castiga con la cárcel- y el Gobierno ha subvencionado su precio para que los ciudadanos las compren a un precio único de 0,8 dirhams (0,07 euros) en el caso más común de las desechables tras un solo uso.

Escasez

El ministro reconoce que las mascarillas han faltado en numerosos puntos de venta por haberse dado la prioridad a los trabajadores de fábricas de productos alimentarios de base (harina, azúcar, leche y aceite) y a los agentes de policía y seguridad en general.

Con respecto a la calidad de algunas mascarillas, cuestionadas en algunos medios, Alamy afirma que «todos los marroquíes llevamos las mismas», pero hace una distinción entre las mascarillas-barrera, de uso ciudadano, y las más sofisticadas para el personal médico.

¿Cómo se trabajará desde el lunes? Mascarillas en los transportes públicos y entrada escalonada a las empresas

LA VOZ

Sanidad recomienda modificar la disposición de los espacios en los centros de trabajo para garantizar una distancia de seguridad de dos metros

Tomar medidas para reducir cualquier riesgo de contagio. Esa será la prioridad de la empresas que este lunes regresarán al trabajo. Para echarles una mano, Sanidad ha remitido unas instrucciones a tener muy en cuenta, en las que ha instado a las empresas a escalonar los horarios de los empleados y modificar, en la medida de lo posible, la disposición de los espacios de los centro de trabajo para garantizar la distancia de seguridad de dos metros entre los trabajadores, así como entre estos y los clientes o público que puedan acudir al lugar. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Marruecos prohíbe la exportación de mascarillas a pesar de producir más de tres millones al día