Alimentación y pesca mantienen el pulso de la actividad en los polígonos

La mayoría de las empresas auxiliares siguen trabajando para dar servicio a la industria


Ribeira / la voz

Las nuevas restricciones del Gobierno central al tejido productivo han tenido una moderada repercusión en los polígonos industriales de la comarca porque buena parte de su actividad está vinculada a los sectores de la alimentación y la pesca, que continúan operativos. El decreto ha afectado a un 20 % de las empresas, básicamente talleres de automoción, carpintería metálica o vinculados a la construcción que, en la práctica, ya tenían una actividad bajo mínimos.

Las industrias conserveras, de distribución o transformación de productos del mar continúan trabajando a pleno rendimiento y las empresas satélite que las surten de material, maquinaria o a las que encomiendan las reparaciones también siguen para proporcionarles servicio. En algunos casos, al haberse suspendido el trabajo en otros sectores, han optado por prescindir de algunos trabajadores.

Mantemos a atención a porta pechada só para ás firmas que poden seguir funcionando»

Lo explicaba el boirense Gonzalo Triñanes: «Agora hai tres empregados menos. Mantemos a atención a porta pechada só para ás firmas que poden seguir funcionando».

Por su parte, Juan José Fajardo comenta que la compañía de elaboración de envases Rotogal está operativa para abastecer al sector alimentario, mientras que las otras sí han tenido que parar.

Podemos estar abertos para a actividade que mantemos para a conserva e polo momento continúa todo o persoal»

En Ribeira, Juan Antonio Muñiz y Rubén Trillo, de un negocio de suministros, explican: «Podemos estar abertos para a actividade que mantemos para a conserva e polo momento continúa todo o persoal».

Por su parte, en una nave destinada a la reparación de camiones y equipos pesqueros señalaban que no se ven afectados.

A Pobra y Rianxo

La situación es similar en Rianxo y A Pobra. En este último caso, el presidente de la entidad de empresarios, Manuel Durán, señaló: «La actividad se sitúa en torno al 80 % porque tenemos factorías como Congalsa, Sálica, Actemsa o Cartogal que siguen abiertas. Los que han cerrado son pequeños talleres y Mobalco».

 

La construcción se paraliza tras estar funcionando con dificultades

La construcción, que venía manteniendo con grandes dificultades la actividad, es uno de los sectores más directamente afectados en la comarca por el nuevo decreto. Cabe señalar que varias obras públicas, como la rehabilitación del muradano Cine París, la humanización da Horta das Romeiras en Porto do Son o la reforma del malecón de Gasset de Noia ya habían sido suspendidas la pasada semana.

Xa íamos parar porque estábamos a medio gas. Así non se produce. No noso traballo resultaba difícil manter a distancia de seguridade»

Otras también tenían previsto cesar la actividad, como reconocía ayer el encargado de la compañía que ejecuta la construcción de aceras en la avenida de Ferrol de Ribeira: «Xa íamos parar porque estábamos a medio gas. Así non se produce. No noso traballo resultaba difícil manter a distancia de seguridade».

Los operarios dedicaron la mañana a limpiar el tramo que está acabado y a recoger los materiales. También en el polígono de Boiro quedó inactiva la empresa dedicada a la fabricación de hormigón.

 

Francisco Pérez: «Paramos la fábrica de anzuelos porque en este momento no hay mucha urgencia»

Aunque podría tener todas sus líneas de trabajo en abierto, la firma A Poutada ha decidido suspender hasta después de Semana Santa una parte: «Paramos la fábrica de anzuelos porque en este momento no hay mucha urgencia», explica el gerente, Francisco Pérez. Comenta que «hay gente que viene por la tarde y por la noche y consideramos que podíamos prescindir de esa actividad durante estos días. Nuestra producción se planifica a medio plazo, por lo que ahora tenemos suministros. Además, hay una caída de la demanda».

El suministro de cajas para los barcos o los almacenes de pescado sí debe mantenerse porque es un material que se reclama y se emplea a diario»

 No sucede lo mismo con otros ámbitos de la empresa ribeirense: «El suministro de cajas para los barcos o los almacenes de pescado sí debe mantenerse porque es un material que se reclama y se emplea a diario».

El gerente se encontraba ayer en las naves que tiene la compañía en el polígono de Xarás, donde varios operarios se encargaban también de la gestión de los pedidos de cajas.

Sálvora

Muchas dudas

Varios empresarios de la comarca señalaban ayer que existen muchas dudas sobre qué actividades pueden continuar en activo. De hecho, los dueños de algunos talleres llamaron a sus empleados el domingo para que no acudieran ayer a trabajar, a la espera de poder enterarse de si estaban o no en el grupo de empresas esenciales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Alimentación y pesca mantienen el pulso de la actividad en los polígonos