Sanidad ya contempla a las embarazadas como población de riesgo

Un informe concluye «con la máxima precaución» que puede afectar a los recién nacidos


Las autoridades sanitarias contemplan a las mujeres embarazadas como uno de los «grupos de mayor riesgo para desarrollar enfermedad grave por COVID-19». En este colectivo también se incluyen a los mayores de 60 años, las personas con enfermedades cardiovasculares e hipertensión arterial, los diabéticos, aquellos que tengan enfermedades pulmonares crónicas y los que padezcan cáncer e inmunodepresión. Así lo indica la última versión del informe científico técnico para profesionales publicado por el Ministerio de Sanidad el pasado 26 de marzo.

Se trata de una novedad ya que hasta el momento no se consideraba a este colectivo como población de riesgo. De hecho, en otro informe anterior del 17 de marzo sobre el Manejo de la mujer embarazada y el recién nacido con COVID-19, también del Ministerio de Sanidad, explica que «el cuadro clínico que presentan no parece ser más grave que en el resto de la población joven y sana».

El actual documento, en cambio, —aunque reconoce que «existen muy pocos datos sobre embarazadas afectadas por COVID-19»— concluye «con la máxima precaución, dado el número limitado de casos» que «la infección perinatal por SARS-CoV-2 puede tener efectos adversos sobre los recién nacidos como pérdida del bienestar fetal, parto prematuro, distrés respiratorio, trombocitopenia acompañado de alteración de la función hepática e incluso muerte».

Asimismo, dentro de las conclusiones positivas a las que llega es que «la neumonía en las pacientes embarazadas no parece ser más grave que en el resto de grupos de población» y que «no hay evidencia de la transmisión intrauterina del SARS-CoV-2 en mujeres que adquieren la infección durante el tercer trimestre de embarazo». Es decir, que no hay transmisión vertical del virus al feto.

No se infectan más

Otro de los aspectos que el informe deja claro es que las embarazadas «no son más susceptibles de infectarse por coronavirus» y lo argumenta indicando que esta enfermedad afecta incluso «más a hombres que a mujeres».

El documento se basa en el estudio realizado a 18 mujeres, nueve en el tercer trimestre de gestación y otras nueve después de dar a luz, que ya aparecía en el informe del 17 de marzo, pero no aclara a qué se debe este cambio de criterio. El Ministerio de Sanidad simplemente remite a la «información actualizada en la página web», donde aparece este informe que incluye los embarazos dentro de los «grupo de mayor riesgo para desarrollar enfermedad grave por COVID-19».

Precisamente, este domingo se conoció en A Coruña el fallecimiento de una mujer infectada por coronavirus mientras se le practicaba una cesárea. El bebé también falleció. En cambio, en Vigo dos mujeres afectadas por el virus dieron luz en las últimas semanas a dos bebés sanos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Sanidad ya contempla a las embarazadas como población de riesgo