Gondán, con 300 empleados, paraliza desde hoy la actividad hasta el fin del estado de alarma

La Voz RIBADEO / LA VOZ

SOCIEDAD

DANEL GAYOSO

La empresa no puede aplicar un ERTE

24 mar 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

La normalidad fue hasta ayer la tónica dominante en la actividad de Astilleros Gondán, en Figueras. Prácticamente todos sus trabajadores han acudido a trabajar sin variaciones importantes, a excepción de los empleados de la oficina técnica que lo hicieron distribuidos en dos turnos, uno de mañana y otro de tarde. Esa dinámica terminó ayer tras la reunión entre la dirección y el comité de empresa de la que salió la decisión de paralizar la actividad del astillero hasta el próximo 13 de abril, coincidiendo con el fin del estado de alarma previsto hasta ahora.

La empresa asturiana cierra todos los años durante la Semana Santa, en esta ocasión entre el 6 y el 12 de abril, por lo que los días reales de cese de actividad son nueve, del 24 al 28 de marzo y del 30 al 3 abril. Esos días se van a recuperar a lo largo del presente año, según confirmó el director de Gondán, Álvaro Platero.

No puede hacer un ERTE

La empresa no puede acogerse a un ERTE por causas de fuerza mayor vinculada a la pandemia, ya que su actividad no ha sido prohibida por el Gobierno, no sufre restricciones de movilidad de personas o mercancías ni cuenta con empleados contagiados o en cuarentena.