Londres espera ocho millones de personas hospitalizadas por el COVID-19

Empresas como Apple, Nike, Adidas o Vans se adelantan a la indecisión del Gobierno de Boris Johnson y suspenden la actividad y cierran sus tiendas

Imagen inusual de un convoy del metro de Londres prácticamente vacío
Imagen inusual de un convoy del metro de Londres prácticamente vacío

Londres / E. La Voz

El coronavirus prácticamente no dejará títere con cabeza en el Reino Unido. Este es el sombrío pronóstico que hace el Servicio Nacional de Salud (NHS), el cual, en un informe filtrado por la prensa, asegura que la actual pandemia hará que 7,9 millones de personas terminen recibiendo tratamiento en los hospitales hasta principios del 2021. «Tanto como el 80% de la población se espera que termine infectada con el COVID-19 en los próximos doce meses y alrededor del 15% de ellos podría requerir hospitalización», asegura el documento reseñado por el diario londinense The Guardian.

Pero si esto no fuera poco, el informe también estima que 500.000 de los 5 millones de personas que trabajan en servicios esenciales (salud, asistencia social, policía o fuerzas armadas) terminarán enfermando cuando la pandemia llegue a su pico. Las autoridades de la sanidad pública estiman que el peor momento de esta crisis ocurrirá entre mayo y mediados de junio.

Fuentes del Gobierno reconocieron la veracidad del estudio, pero aclararon que el mismo no es más que «un documento de trabajo» que busca preparar al país para «el peor escenario». «No esperamos que en realidad 7,9 millones de personas terminen hospitalizadas», aseguró este lunes un portavoz del 10 de Downing Street.

Sala del British Museum con los mármoles del Partenón, prácticamente vacía, en una imagen inédita
Sala del British Museum con los mármoles del Partenón, prácticamente vacía, en una imagen inédita

El número de afectados por el coronavirus alcanzó este lunes los 1.543, lo cual representa un incremento de 171 en apenas 24 horas, de acuerdo a los datos publicados por el Ejecutivo. Por su parte, la cifra de víctimas por la enfermedad pasó de 35 a 36. Pero las calles y los centros culturales de Londres han visto mermada su actividad de manera muy sensible. El propio Boris Johnson admitía que en la capital la expansión del virus lleva «varias semanas de ventaja» respecto a otras zonas del país.

A ello se ha sumado la conmoción por el anuncio del popular actor británico Idris Elba, de 47 años, de que en la mañana del lunes ha dado positivo en la prueba del coronavirus, aunque dice que que aún no ha desarrollado síntomas y que está bien y muy tranquilo. A través de Twitter, el actor de series como The Wire y películas como American Gangster y La Torre Oscura relató que permanece aislado desde que supo que podía haber estado en contacto con el virus.

Cerrando por preocupación

El inicio de la semana estuvo marcado por el anuncio de la suspensión temporal de actividades de numerosas empresas debido a la crisis. La multinacional de tecnología Apple cerró sus tiendas en Londres, lo mismo hicieron las firmas de zapatillas deportivas Nike y Adidas, las cuales no operarán durante dos semanas.

Por su parte, la corporación VFC -propietaria de las marcas Vans, Timberland, The North Face, entre otras- tomó medidas más drásticas y anunció que sus establecimientos en la capital británica permanecerán cerrados «hasta nuevo aviso», para así contribuir a combatir a la propagación del virus. «La salud y el bienestar de nuestra comunidad se mantiene como nuestra prioridad más importante», reza el aviso pegado en las ventanas de la tienda que Vans tiene en la muy visitada Oxford Street, este lunes estaba inusualmente desolada.

Estas medidas se produjeron antes de que el primer ministro, Boris Johnson, anunciara una nueva batería de medidas contra la pandemia, las cuales incluyen evitar «todo contacto social y viaje no necesario». A su salida de la reunión del Gabinete de crisis (Cobra), el premier llamó a los británicos a «trabajar desde casa, cuando sea posible y evitar pubs, clubs, teatros y otros lugares de ocio», al tiempo que avanzó la prohibición temporal de la celebración de actos de masas.

El primer ministro Boris Johnson, este lunes durante su comparecencia pública sobre el coronavirus
El primer ministro Boris Johnson, este lunes durante su comparecencia pública sobre el coronavirus

Por último, instó a las personas que presenten algunos de los síntomas del coronavirus -si ellas o alguien en su domicilio tiene tos o temperatura elevada- a permanecer aisladas durante 14 días, siete más de los sugeridos hace apenas cinco días. «Si es posible, no deberían salir ni para comprar comida o cosas esenciales, solo para hacer ejercicio y siempre manteniendo una distancia de seguridad respecto a los demás», detalló.

Sin embargo, no anunció el cierre de las escuelas, tal y como reclaman los sindicatos. Y tampoco habló de la clausura de negocios.

Un grupo llamado Pause the System [Detener el sistema], protestando contra la inacción del Ejecutivo de Johnson
Un grupo llamado Pause the System [Detener el sistema], protestando contra la inacción del Ejecutivo de Johnson

Un grupo llamado Pause the System [Detener el sistema] protestó ayer ante Downing Street para, luciendo máscaras y trajes, exigir al Gobierno de Johnson que reaccione y adopte medidas drásticas para luchar contra la expasión del COVID-19: «¿Por qué hemos de ser la cobaya del resto del mundo?», reprochaban.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Londres espera ocho millones de personas hospitalizadas por el COVID-19