Especies invasoras de Europa están colonizando la Antártida

La distribución actual de seres vivos no tiene precedentes


redacción / la voz

Luis Pertierra se considera un adicto reincidente del Polo Sur. Como investigador en ecología ha estado allí ocho de los últimos diez años. La Antártida actúa como el gran refrigerador del planeta -de ahí su importancia en el clima-, pero su papel desde una perspectiva biológica no resulta menor. «Tiene una importancia fundamental. Representa un lienzo en blanco, en el sentido literal de la expresión. Apenas ha sido alterada por el ser humano y ofrece una ventana al pasado que permite observar cómo era la vida en el planeta», apunta.

Su investigación en el proyecto Anteco de la Universidad Rey Juan Carlos se centra en la aparición de nuevas especies que llegan en el contexto de cambio global. «No solo tenemos en cuenta el calentamiento, sino también la dispersión humana y la degradación de los ecosistemas», explica.

Uno de los efectos de ese nuevo escenario biológico es una redistribución sin precedente de las especies. «Esto tiene implicaciones a nivel ecológico, pero también socioeconómicas. El medio ambiente nos provee de muchos servicios. Solemos quedarnos con los valores más espirituales. Hablamos de defenderlo casi por amor, aunque hay mucho más. Ahora mismo estamos asistiendo a una especie de lavadora mundial de especies que se están mezclando. Esto tiene graves consecuencias. En la Antártida podemos asistir al final de este proceso. Las especies tropicales escapan a las templadas, y estas a las frías, que llegan a su vez hasta el extremo sur», confiesa.

La alteración del ciclo de las especies evoluciona de la misma forma que el cambio climático. Ambos son fenómenos que se están produciendo a una velocidad vertiginosa. «Vemos choques “culturales” muy fuertes, comparables, por ejemplo, a la llegada de los españoles a América, pero aplicado a millones de seres vivos», sostiene.

Llegan en la ropa

Cuando se revisa la historia de la vida en el planeta se puede observar cómo las especies colonizan nuevos territorios. Claro que las conquistas duran tiempo. En el caso de isla antártica de Decepción, Luis y Pablo -su estudiante de doctorado- han encontrado un fenómeno que rompe con el reloj natural. «La cantidad de especies exóticas ha aumentando en gran número. Aquellas que logran expandirse son las que llamamos invasoras. Nosotros trabajamos con colémbolos, y ya hemos localizado aquí seis especies que han llegado desde Europa. Esto debería haber ocurrido en millones de años y, sin embargo, han llegado en unas pocas décadas. Esto solo puede ser atribuible a la actividad humana. Vienen con la ropa. Su alto número refleja la elevada presión humana sobre ciertas zonas del continente helado», señala. «Los colémbolos son un grupo de invertebrados muy parecidos a los insectos. Lo que hacemos aquí es tomar muestras del suelo que contiene musgo. Tratamos de testar el límite de temperatura a partir del cual estos animales mueren, aunque también cuándo su funcionalidad se altera por las variaciones térmicas», apunta el investigador Pablo Escribano.

 Altas temperaturas

Durante este verano tan cálido en el hemisferio austral se han batido varios registros en la Antártida. En la estación de la base argentina de Esperanza, en la península, se alcanzaron 18,3 grados. En la isla de Decepción, a falta de que Aemet haga oficial la cifra, su estación en la base Gabriel de Castilla registró 13, 1 grados el pasado 9 de febrero, la temperatura máxima más elevada desde que existen registros. «Los eventos extremos pueden tener influencia doble. Por un lado pueden generar eventos de mortalidad y también nichos de oportunidad para que especies exóticas durante un día más cálido de lo normal puedan establecerse. En el caso de las plantas, germinar, y en el de los invertebrados, desarrollar su actividad. Por tanto, el daño es doble», advierte Luis.

;
El nuevo orden mundial de la vida en la Tierra Las altas temperaturas registradas este verano en la base española antártica de Decepción tienen un impacto doble en las especies. Los científicos aseguran que la actual distribución de los seres vivos no tiene precedentes

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

Especies invasoras de Europa están colonizando la Antártida