Las agencias empiezan a sufrir las consecuencias por el miedo al coronavirus y PSA limita los viajes de trabajo

Bea Costa
B. c. VILAGARCÍA / LA VOZ

SOCIEDAD

Sala de salidas del aeropuerto internacional de Taoyuán, en Taiwán, vacía por la caída de vuelos y reservas tras la crisis china del coronavirus
Sala de salidas del aeropuerto internacional de Taoyuán, en Taiwán, vacía por la caída de vuelos y reservas tras la crisis china del coronavirus DAVID CHANG | EFE

La psicosis desatada y los mensajes de las autoridades que invitan a evitar aglomeraciones o desplazamientos innecesarios están afectando al negocio del sector

01 mar 2020 . Actualizado a las 12:54 h.

El sector turístico es uno de los que más está sufriendo las consecuencias del coronavirus y las agencias de viajes empiezan a dar señales de preocupación. «Somos os que recibimos as bofetadas». Habla el responsable de la mayorista James Bird Travel de Vilagarcía, Xabier Álvarez Pombo, que este sábado ponía voz al malestar que existe en el sector.

Él es afortunado porque trabaja con destinos del Caribe, preferentemente Cuba, adonde todavía no ha llegado la psicosis por el coronavirus. Es más, estos países incluso podrían beneficiarse de la crisis que azota a Asia y a Europa, donde cada vez se producen más cancelaciones de viajes. Valga como ejemplo lo que acaba de ocurrir en el instituto Ramón Cabanillas de Cambados, donde la AMPA se reunió esta semana para decidir si los alumnos de bachillerato realizan la excursión que habían programado para este mes a Italia, con parada en Milán. 

Circular a centros educativos

El centro educativo recibió una comunicación de la Xunta por la que desaconseja al alumnado viajar a Italia, y los padres han decidido que, de momento, sus hijos se queden en casa. Su batalla ahora es recuperar, si no todos, al menos parte de los alrededor de 500 euros que cuesta el viaje por alumno. Xabier Álvarez explica que, en la mayoría de los casos que se están planteando en este contexto, poco se puede hacer.