¿Quién contagió a quién? El misterioso brote de coronavirus que ha puesto en jaque a Italia

La autoridades italianas intentan averiguar cómo se infectó la primera víctima mortal, sin vínculos aparentes con los contagios de la región de Lombardía

;
Colas para comprar comida en las zonas afectadas por el coronavirus en Italia Las autoridades tratan de contener el foco de contagios

Redacción / La Voz

Italia contiene la respiración mientras que los casos de contagios por coronavirus en las regiones del norte del país no dejan de aumentar. Son más de un centenar los infectados, una cifra que se ha multiplicado exponencialmente desde en apenas dos días, con además tres víctimas mortales, dos personas de avanzada edad que sufrían complicaciones de salud. Las autoridades han impuesto el toque de queda en las once localidades que desde el viernes están aisladas para tratar de que el virus no se extienda. «Hemos adoptado un decreto ley para contener esta emergencia. El objetivo es proteger la salud de los italianos, que es lo más importante para nosotros», aseguraba Giusseppe Conte, tras celebrarse un consejo de ministros de urgencia. «No se permitirá la entrada y la salida en áreas identificadas como brotes al menos de excepciones específicas y se ha ordenado la suspensión del trabajo, la educación y los eventos públicos», añadió. 

Pero detrás de estas medidas drásticas está una preocupación aún más creciente para las autoridades: aún no saben realmente cómo se originó el foco de infección. Precisamente la OMS alertaba en las últimas horas de la aparición de casos de coronavirus sin un vínculo claro con China. Hans Kluge, director de la Organización Mundial de la Salud en Europa, explicó que «lo que preocupa de la situación italiana es que no todos los casos registrados parecen tener una historia epidemilógica clara, es decir, un vínculo con los viajes a China o contactos con otros casos confirmados», en declaraciones que publica La Repubblica. 

Y eso es lo que estaría ocurriendo en las regiones de Lombardía y Veneto. Si el sábado parecía claro que un hombre que regresó de Shangai el 21 de enero y dio negativo en las pruebas al volver a Italia, bautizado como «paciente 0» habría contagiado a un amigo con el que cenó en dos ocasiones este mes de febrero, denominado «paciente 1», que al desconocer que portaba el virus siguió haciendo deporte y trabajando con normalidad hasta que comenzó a manifestar los primeros síntomas y tuvo que ser ingresado, ahora la hipótesis del «paciente 0», cuyos análisis han vuelto a dar negativos en coronavirus, parece tambalearse

Según publica este domingo Il Corriere della Sera, las autoridades italianas siguen buscando al «paciente 0», en vista de que el hombre con vínculos laborales con China no sería responsable de los contagios. Además aún no saben cómo se contagio la primera víctima italiana del coronavirus, Adriano Trevistan, de 78 años de edad, que falleció el viernes. Si bien han logrado desenmarañar cómo se contagió la segunda víctima, la mujer de unos 70 años que residía y Casalpusterlengo y murió en su casa después de acudir a las urgencias del hospital de Codogno, donde fue el «paciente 1» cuando empezó a encontrarse mal, las autoridades no han sido capaces de descifrar cómo se contagiaron Trevistan y un amigo suyo con el que solía jugar a las cartas en el pueblo de Vo' Euganeo, en la región de Padua. 

La búsqueda del posible o los posibles «contagiadores» del coronavirus es primordial para lograr contener el brote de coronavirus en Italia. En la zona de Lombardía han logrado establecer conexiones en todos los contagiados, más de un centenar ya, y los contagios están acotados a un radio de 30 kilómetros alrededor de Codogno, donde el hospital fue uno de los lugares donde se produjeron más contagios, que entre otros afectan a personal sanitario como médicos, enfermeros y otros trabajadores del centro médico, además de familiares y amigos del «paciente 1». Mientras tanto el que hasta hace poco se daba por seguro que era el «paciente 0», ha dado en las últimas horas negativo en las pruebas por coronavirus, lo que descoloca tremendamente a la comunidad científica. 

Si ayer el virólogo Giorgio Palù argumentaba que cabía la posibilidad de que este hombre que viajó de China tuviera una cantidad clínicamente insignificante de coronavirus en su cuerpo en el momento de los exámenes, pero que sí fuese capaz de contagiarlo, según recogía Efe, esta hipótesis parece haber perdido fuerza, o al menos mantiene totalmente descolocados a los investigadores. 

El reto es averiguar cómo se contagió Adriano Trevistan. «No hay conexión. Es un anciano que nunca ha estado en Codogno», aseguran fuentes que recoge Il Corriere dela sera. Ahora se ha sabido que el pasado 9 de febrero acudió a ver el derbi entre el Inter y el Milan en un bar llamado New Inn al sol, en Vo'Euganeo donde coincidió con ocho ciudadanos chinos, dos de los que habían vuelto recientemente de su país y a los que ahora han sometido a los análisis de coronavirus. 

Italia se enfrenta ahora a numerosas preguntas que por ahora no tienen respuestas, y que también preocupan al resto de Europa, a la OMS y a otros países que se enfrentan a brotes del coronavirus como Corea del Sur, China e Irán. ¿Fallaron en algún momento los protocolos que revisaban la vuelta de personas desde China? ¿Hay algún error de sensibilidad en los test que se les practican a los sospechosos al volver de allí: es decir, estos análisis son incapaces de detectar coronavirus en una persona que sí es posible que lo contagie? Por el momento todo son dudas alrededor del brote de coronavirus en Italia. 

Sanidad reconoce que la situación en Italia «preocupa» y no quiere hablar de «pandemia por coronavirus»

El ministerio refuerza la prevención para sensibilizar a los centros sanitarios y a la población viajera

El Ministerio de Sanidad está reforzando la prevención ante el nuevo brote de coronavirus en Italia para sensibilizar a los centros sanitarios y a la población viajera, a falta de definir entre este domingo y el lunes las zonas de riesgo de ese país en coordinación con la Unión Europea. El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha lanzado este domingo un mensaje de tranquilidad porque en España no hay ningún caso de coronavirus, tampoco en análisis, e Italia está aplicando medidas estrictas de cuarentena, según Efe. 

;
Sanidad pide calma ante los casos de coronavirus en Italia: «En España no hay virus» El director de emergencias sanitarias, Fernando Simón, asegura que España no plantea el control de fronteras.

Frente a este brote, Sanidad está trabajando, ha dicho, en aumentar la sensibilidad en los centros sanitarios españoles ante personas que puedan provenir de las zonas italianas afectadas y también la información a la población para los viajeros de esas regiones del norte de Italia, un país con el que España no se plantea cerrar fronteras. En estos momentos hay tres brotes del virus que preocupan en Irán, Corea del Sur y en Italia, aunque, según el experto, todavía no se puede hablar de pandemia, ha explicado.

«Es una situación que nos preocupa y tendremos que ver cómo evoluciona», ha indicado Simón para recordar que Italia ha establecido medidas estrictas de cuarentena en una decena de poblaciones. Aún, ha dicho, hay que valorar si el riesgo de transmisión se ha reducido o incrementado, lo que no se sabrá hasta que las autoridades italianas informen al respecto. En cualquier caso, este brote obliga a aumentar las medidas en España para detectar posibles nuevos casos. El sistema público, ha explicado, trabaja «en cualquier escenario posible» teniendo en cuenta las zonas donde se dan estos brotes.

;
Sanidad pide calma ante los casos de coronavirus en Italia: «En España no hay virus» El director de emergencias sanitarias, Fernando Simón, asegura que España no plantea el control de fronteras

Simón ha dejado claro que actualmente en España «no hay casos, no hay transmisión del virus», pero «hay que estar preparados para cuando cambie la situación». Por ahora, las medidas de control se centran en la detección temprana de posibles nuevos casos y, en el caso de que aparezcan, de las personas con las que han podido estar en contacto. Solo si hubiera un brote se aplicarían las medidas que ha puesto en marcha Italia de cuarentenas y suspensión de eventos de masas, que ahora «en España ni se plantean».

Simón ha informado de que mañana lunes habrá una reunión de coordinación del centro europeo de enfermedades para evaluar la situación en Italia y de que se ha adelantado al martes la reunión semanal del grupo de trabajo del coronavirus. «Italia es parte de la Unión Europea y esto nos genera cierta inquietud a todos», ha dicho para añadir que «hablar de una pandemia de coronavirus es todavía demasiado fuerte» porque el número de países con trasmisión posible es aún reducido. Y ha dejado claro que la epidemia «no depende de grupos poblacionales concretos», por lo que ha instado a evitar «estigmas». «En España hemos evitado poner sombreros rojos a la persona para señalarle».

Respecto al brote de Irán, ha recordado que oficialmente hay reportados 18 casos pero existen sospechas de unos 30 en tres ciudades diferentes, por lo que los países europeos están valorando posibles medidas en viajeros de este país, cuya población no tiene una movilidad internacional alta. Preocupa por eso más el brote de Corea del Sur, donde el número es mucho mayor y puede aumentar si se confirma que ha habido algún caso de «supercontagiador», aquéllos con capacidad para transmitir muy superior a la media.

Además, en ese país los afectados practican lo que se conoce como «health shopping» (ir de compras sanitarias), es decir, recorrer varios centros sanitarios cuando notan los síntomas. En cualquier caso, ha recordado que por ahora el brote está centrado en dos focos muy concretos y «podría llegar a ser controlable». Respecto a China, ha explicado que en este momento hay que ser «muy cuidadosos» porque el país asiático irá reduciendo las medidas de control. Hasta ahora, ha recordado, la única zona de riesgo es la provincia de Hubei.

;
Corea del Sur declara el nivel máximo de alerta por el coronavirus Un total de 22 personas han fallecido a consecuencia del coronavirus fuera de China.

Corea del Sur decreta máxima alerta con cinco muertos y 602 casos de coronavirus

El Gobierno creen que los próximos 7-10 días van a ser cruciales para la evolución de la epidemia.

Andrés Sánchez Braun

Corea del Sur elevó este domingo su escala de alerta por enfermedades contagiosas al máximo nivel ante el aumento de casos del coronavirus, del que se han reportado 169 nuevos casos y cinco muertes y que ya ha afectado a 602 personas en el país asiático. El Ejecutivo surcoreano ha decidido activar la alerta roja después de que el número de contagios se haya multiplicado por 20 en los últimos cinco días, especialmente a través del foco infeccioso en el que se ha convertido la sede de la secta religiosa Shincheonji en la ciudad de Daegu (230 kilómetros al sureste de Seúl).

;
Corea del Sur supera los 600 casos y eleva los contagios, fuera de China, a más de 1.200 Veintidós personas han fallecido a consecuencia del coronavirus, fuera de China

Entre los 169 casos reportados este domingo, la mayoría de nuevo en torno a Daegu, se han registrado a su vez los pacientes más jóvenes hasta la fecha en Corea del Sur, un niño de 4 años que reside precisamente en esa ciudad, y otro de solo 16 meses en la localidad de Gimpo (oeste de Seúl).

En la reunión celebrada con miembros de su Gabinete para activar el nuevo nivel de alerta, el presidente surcoreano, Moon Jae-in, dijo que la epidemia «ha alcanzado un punto de inflexión» y su Gobierno ha dicho que los próximos 7-10 días van a ser cruciales para la evolución de la epidemia. Moon pidió a todas las administraciones medidas «de una contundencia sin precedentes» de cara a contener el virus.

El presidente explicó que las autoridades sanitarias están adoptando medidas «especiales» con respecto a los miembros de la secta Shincheonji, que aglutina 329 de los 602 casos nacionales. 

El Centro para la Prevención de Enfermedades Infecciosas de Corea (KCDC) considera que el grueso de los contagios relacionados con la secta se produjo en las misas multitudinarias que el grupo ofició en Daegu, localidad más afectada junto al colindante condado de Cheongdo.

En Cheongdo, el hospital Daenam ha registrado al menos 111 contagios y tres de los cinco fallecidos (hoy se anunciaron dos nuevas muertes) hasta el momento en el país estaban ingresados aquí. Se cree que la infección pudo llegar al hospital por las visitas que fieles de Shincheonji hacen regularmente al centro médico para labores de voluntariado.

Moon insistió en que las autoridades, que mantienen en cuarentena a más de 9.000 de los seguidores de la secta (unos 1.200 muestran de momento síntomas de contagio), están tratando de localizar al número máximo de seguidores para que se les practiquen pruebas de detección del virus. El cierre de sedes de Shincheonji y la limitación de las actividades de sus miembros son medidas que deben adoptarse para proteger la salud pública, dijo Moon.

En ese sentido, pidió cooperación a los miembros de este culto cristiano, que emitió un comunicado por internet diciendo que está trabajando estrechamente con el Gobierno y asegurando que ha facilitado la lista con todos sus seguidores de Daegu y que solo 253 personas siguen sin estar localizables. «Desde el 18 de febrero hemos cerrado nuestras 1.100 iglesias e instalaciones anexas. Y todos nuestros servicios, reuniones y eventos han sido cancelados», afirmó el grupo religioso. La iglesia pidió también que cesen las «especulaciones e informaciones maliciosas sin contrastar» con respecto al culto.

Por su parte, el ministro de Salud y Bienestar, Park Neung-hoo, ha dicho que la epidemia está muy concentrada en el sudeste y que el Gobierno garantizará más de 600 camas extra en Daegu para pacientes infectados y que además se establecerán otras 1.000 en otros puntos del país.

También se designarán 43 hospitales nacionales para tratar a aquellos afectados que presenten síntomas menos intensos. A su vez se ha pedido a los residentes de Daegu que se abstengan de salir de casa durante las próximas dos semanas. Por otro lado, se anunció que para evitar la propagación del patógeno en aulas, el inicio del curso escolar en guarderías, colegios de primaria, secundaria y centros de bachillerato se retrasará inicialmente una semana, del 2 al 9 de marzo.

El Gobierno surcoreano protestó a su vez la decisión del Gobierno de Israel de no permitir la entrada de ciudadanos del país asiático después de que 18 peregrinos católicos que viajaron recientemente al estado hebreo dieran positivo por coronavirus al regresar. El país asiático, que ha dado de alta hasta la fecha a 18 pacientes de coronavirus, dice que el número de personas en cuarentena a los que se les han hecho pruebas para confirmar la presencia del patógeno es a día de hoy de 8.057.

La OMS, preocupada por la llegada a países con sistemas sanitarios más debilitados

La Organización Mundial de la Salud (OMS) lleva los últimos días dedicando sus esfuerzos en la contención del coronavirus a impedir que la enfermedad se cebe con países cuyos sistemas sanitarios son especialmente débiles en comparación a otros afectados, según Europa Press. El máximo responsable de la agencia de la ONU, el doctor Tedros Adhanom Ghebreyesus, ha explicado que la organización «está trabajando arduamente para preparar a los países de África ante la posible llegada del virus». Hasta el momento, solo se tiene constancia de un caso confirmado en Egipto.

Preocupa la situación en Irán, que podría ser una puerta de entrada. De momento, la república islámica ya ha confirmado ocho muertes y 45 contagidados. El número de presuntos casos es de al menos 785.

Juan Gestal: «El brote de coronavirus en Italia nos plantea muchas incertidumbres sobre la importancia de los casos leves»

E. Álvarez

El profesor emérito de Medicina Preventiva en la USC asegura que las dos o tres próximas semanas serán claves para lograr o no la contención

La crisis de Italia, con 50.000 personas aisladas, acerca el coronavirus a España. Una situación a la que no son ajenos los expertos.

-La crisis de Italia, con dos fallecidos y 50.000 personas aisladas, ¿cambia la situación de esta enfermedad en Europa?

-La percepción de la situación cambia sin duda, pues la afectación de Italia nos hace sentir el problema más próximo, que cuando el país afectado es China o Corea del Sur, el segundo con más casos. El brote de Italia también nos plantea muchas incertidumbres sobre la importancia de los casos leves y subclínicos (asintomáticos) en la transmisión.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

¿Quién contagió a quién? El misterioso brote de coronavirus que ha puesto en jaque a Italia