Belén Esteban abronca a la Academia de Televisión al recoger un premio para «Sálvame»

«¡Por fin se premia la televisión popular!», celebró la colaboradora de Telecinco en un discurso leído a gritos en el que calificó de «milagro» el galardón


La Casa de Papel fue la gran triunfadora de la 21.ª edición de los Premios Iris que la Academia de las Ciencias y las Artes de Televisión y del Audiovisual entregó en la noche del lunes. La serie de Netflix, que en el 2020 estrenará su cuarta entrega, se llevó los cinco premios a los que estaba nominada en una fiesta que, como cada año, reunió a los rostros más conocidos de la televisión en España.

La nota discordante de la noche llegó con el premio al programa Sálvame que fue reconocido este año con el Premio Iris de la Crítica obtenido ex aequo junto a la serie Cuéntame. La encargada de recoger el galardón en nombre del programa de Telecinco fue Belén Esteban, que leyó un encendido discurso con el que abroncó a la Academia y a gran parte de los presentes por no haberles dado el premio antes.

«A Sálvame siempre se le exige más y eso lo ha hecho mejor y más fuerte. Darnos un premio a nosotros es un milagro. Es más fácil que le den un programa en la televisión pública a un antivacunas», dijo la colaboradora, que lanzó así un primer azote a TVE y al programa que Javier Cárdenas presentaba en el prime time de La 1.

«Han tenido que pasar once años, ¡¡once años!!, para que la Academia de Televisión nos reconozca algún mérito», añadió mientras ponía el énfasis a gritos en un discurso escrito por ella misma y corregido por Jorge Javier Vázquez.

«Y no lo han hecho los académicos, ha sido la crítica. Bueno, la mitad de la crítica, porque seis críticos votaron a Cuéntame y seis votaron a Sálvame -prosiguió en tono de bronca-. El jurado eran 13. Faltaba uno. Se iría a tomar café, no lo sé. Así que ganamos el premio Iris igual que las votaciones se ganan en el Congreso… porque los diputados no van. En cualquier caso, nos sentimos muy orgullosos de estar aquí y estamos encantados de que por fin se premie a la televisión popular; la tele que entretiene a la meyoría de la gente, la que alegra y divierte, la que ayuda a desconectar y relativizar los problemas, la tele delirante y casi siempre intrascendente, pero que regala compañía».

Esteban dedicó el premio a los espectadores que los han hecho líderes desde hace más de diez años y luego buscó la broma cómplica con su público al hacer un repaso de algunas de las expresiones que la han hecho célebre. «Nos premiáis por haber cambiado el lenguaje televisivo. Espero que no sea por el mío: ¡por mi hija mato!, ¡ni que fuera yo Bin Laden!, ¡págame! o ¡hasta luego, Maricarmen!», continuó.

"Sé que a muchos de los presentes no les gustamos, pero vosotros a nosotros sí. Os invito a nuestra casa para que nos conozcáis de cerca y disfrutéis de nuestra manera de hacer tele», concluyó la colaboradora de Telecinco, que agradeció a todo el equipo del programa, a Mediaset y a la productora por su labor de hacer cinco horas en directo a diario. «De lo que nos sentimos muy orgullosos es de entretener a la gente», remató.

Belén Esteban estuvo acompañada en la gala por su compañero de programa Kiko Hernández, quien aseguró: «Creo que ya tocaba que un programa tan popular como el nuestro por fin sea reconocido y que seamos premiados». «No hay truco, salimos sin guión y a darlo todo. Somos la cara visible pero detrás somos un montón de profesionales que nos ayudan a salir adelante todas las tardes», añadió.

Momento fan con Broncano

Junto a Kiko Hernández, la «princesa del pueblo» vivió un momento cómico en la alfombra roja cuando interrumpió el posado al ver pasar a David Broncano, al que le dijo: «Enhorabuena, dame un beso ¿Puedo hacerme una foto contigo?» El presentador de La resistencia asintió, por lo que, como haría cualquier fan, Esteban pidió a Kiko Hernández que hiciera la fotografía: «Kiko hazme una foto con él y pásamela». Esteban confesó más tarde que su marido es fiel seguidor de su espacio: «A mi marido le encanta tu programa, ¡oye! Muchas gracias y perdona por la foto, pero es que a mi marido le encanta. ¡Sigue así!».

Por lo demás, la gala de los premios Iris distinguió a La casa de papel en las categorías de mejor ficción, mejor actor (Álvaro Morte), mejor actriz (Alba Flores), mejor dirección y mejor producción. David Broncano fue elegido mejor presentador por La Resistencia y recogió su premio con el mismo humor que muestra en el programa expresando su «rencor» hacia Roberto Leal, que lo dejó sin galardón el año pasado.

Carlos Franganillo se alzó con el Iris a mejor presentador de informativos por el Telediario de la noche de TVE. La corporación de RTVE también triunfó en la categoría de mejor programa gracias a Cachitos de hierro y cromo y mejor programa infantil con el especial de los Lunnis sobre el Museo del Prado.

Por segundo año consecutivo se ha producido un empate a votos en la categoría de mejor informativo entre Al rojo vivo (La Sexta) y La 2 noticias. Como mejor programa producido en España para un canal temático triunfó España después de la guerra, el documental histórico con imágenes coloreadas de Dmax.

Los Premios Iris del Jurado recayeron en Toñi Moreno, en la cadena La Sexta, en el programa de TVE Prodigios, en el de CMMedia Los investigadores y la serie La víctima nº 8 (Telemadrid y ETB). En esta misma gala Matías Prats recibió el Premio Jesús Hermida por su trayectoria. En las categorías autonómicas triunfaron María Rey de 120 minutos (Telemadrid) como mejor presentadora y El viaje (Aragón TV) como mejor programa.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Belén Esteban abronca a la Academia de Televisión al recoger un premio para «Sálvame»