redaccion

Máxima expectación y blindaje total en la boda de Rafa Nadal y Mery Perelló. El gran día elegido por la pareja para darse el «sí, quiero» tras 14 años de relación, ha sido ese 19 de octubre. El lugar Sa Fortalesa, una construcción situada en la Punta Avançada, una pequeña península sobre la bahía de Pollença (al norte de la isla) inaccesible sin permiso. Los reyes Juan Carlos y Sofía han llegado pronto y en coche a la finca para asistir a la boda del tenista, que mantiene una estrecha relación con la Familia Real.  A su llegada, Juan Carlos ha saludado desde el vehículo con la mano a los periodistas congregados a las puertas de esta finca a la que solo se puede acceder con permiso, elegida por la pareja de contrayentes para preservar su intimidad.

Uno de los primeros en llegar ha sido el sacerdote que oficiará la ceremonia y amigo de la familia del deportista, el fundador de Proyecto Hombre, Tomeu Catalá.

También se ha visto al entrenador de Nadal, el también tenista mallorquín Carlos Moyà, con su mujer, Carolina Cerezuela. Y a otros compañeros de profesión como David Ferrer, acompañado de Marta Tornel, y los recién casados Feliciano López y Sandra Gago. 

Por el acceso situado junto a la base militar de Pollensa, a lo largo de la mañana han ido entrando varios turismos, minubuses y autobuses con invitados a la boda. Junto a esa entrada esperan también cuatro jóvenes tunos de Cáceres, seguidores de Nadal, así como algunos curiosos y ciclistas que se han detenido al ver a la prensa.

 Los invitados a la boda de Rafa Nadal y Mery Perelló esperan a los autobuses que les trasladan desde la Academia de Rafa Nadal, en Manacor,el punto de encuentro desde el que han partido a Pollença
Los invitados a la boda de Rafa Nadal y Mery Perelló esperan a los autobuses que les trasladan desde la Academia de Rafa Nadal, en Manacor,el punto de encuentro desde el que han partido a Pollença

Desde la Academia de Rafa Nadal, en Manacor, han salido dos autobuses con familiares. En ellos iban, entre otras personas, los tíos de Nadal, Toni (su exentrenador), Miquel Àngel (exfutbolista del Barça y la selección) y Rafa, que han acudido por la mañana a ese punto de encuentro para ir juntos hacia Pollença.

Se desconoce el número preciso de invitados a la boda - aunque se habla de 500 - dado que la discreta pareja ha evitado dar ningún detalle.

Este viernes fueron llegando al Puerto de Pollença varios amigos de la pareja como los tenistas Marc López, Feliciano López, David Ferrer y el argentino Juan Mónaco, el entrenador Francis Roig, el médico Ángel Ruiz-Cotorro y los empresarios Manuel Piñera y Richard Mille.

En Sa Fortaleza, considerada la la propiedad privada más cara de Europa, celebraron ayer su preboda los novios rodeados de todos sus amigos. Allí pasó la noche la pareja. El propio Rafa Nadal colgaba una foto del atardecer de este viernes desde el lugar donde hoy se da el «sí, quiero» con su novia desde hace 14 años. 

View this post on Instagram

😜

A post shared by Rafa Nadal (@rafaelnadal) on

Lo que se sabe del enlace

La discreta pareja no va a dejar de serlo en uno de los días más importantes de su vida. Rafa Nada y Mery Perelló han puesto todos los medios a su alcance para blindar el enlace. 

El lugar elegido para la boda, la fortaleza de Albercutx, data del siglo XVII, cuando se construyó un castillo, inicialmente para defender la bahía de Pollença de las incursiones corsarias que sufría. Se le añadió un faro a principios del siglo XX y fue el pintor argentino Roberto Ramaugé, que la compró en 1919, quien la transformó en una residencia de lujo.

El conjunto de edificaciones suma unos 2.000 metros cuadrados construidos sobre un apéndice de tierra de 90.000 metros cuadrados. Estuvo en venta en 2008 por 125 millones de euros. Su último propietario, que la alquila para eventos, la adquirió en 2011 por una cuantía «que podría rondar los 40 millones de euros», lo que haría de ella una de las propiedades más caras de España, según el Ayuntamiento de Pollença.

Los novios han pedido a sus invitados que no lleven sus teléfonos móviles y todos los trabajadores han firmado un contrato de confidencialidad. «Os recordamos que nos gustaría que disfrutarais de nuestra boda y que fuera en la más estricta intimidad. Cuando lleguéis encontraréis un casillero para que podéis dejar los móviles. Muchas gracias: Maria Francisca y Rafael», es el mensaje que los novios han dejado para sus invitados en los minibuses, 

Rosa Clará ha sido la diseñadora que ha elegido Maria Francisca Perelló para el vestido de novia, mientras que Rafa Nadal ha elegido a la firma italiana Brunello Cucinelli.

Rafael Nadal (Manacor, 1986), el tenista español más laureado de la historia, se casó con su novia desde hace catorce años María Francisca Perelló. Reacios a comentar su vida privada, la pareja siempre se ha caracterizado por su discreción y evitaron dar ningún detalle sobre su boda, desde que se filtró el pasado enero que tendría lugar este otoño.

Licenciada en Dirección y Administración de Empresas en la Universidad de las Islas Baleares, la joven, que también es de Manacor y que a lo largo de los años ha acompañado a Nadal en sus principales retos deportivos, es la directora de estrategia y relaciones institucionales de la Fundación Rafa Nadal, creada en 2008 por el tenista y su madre Ana María Parera, y que lleva a cabo proyectos de desarrollo de educación y deporte en España e India.

Las otras dos grandes bodas del sábado

El heredero de Napoleón y la hija de Michavila. Las bodas que no estaban blindadas, ni mucho menos, eran la Jean Christophe Napoleón Bonaparte con Olympia von Arco-Zinneberg (descendiente del imperio austríaco), y la de Irene, hija mayor del exministro José María Michavila, y Ramón Lladó. A la primera asistieron, Beatriz de York y su pareja, y los primos del rey, Pablo de Grecia y Marie-Chantal. Y en Ávila se pudo ver a la baronesa Carmen Thyssen y sus dos hijas, el torero Espartaco y Pitingo, entre otros. El gran ausente fue Alejandro Sanz, de gira por Latinoamérica.

 

Así es el vestido de novia de Mery Perelló

LA VOZ

Rosa Clará ha desvelado el secreto mejor guardado de la novia

«Mery Perelló ha lucido un elegante y sofisticado diseño de alta costura firmado por Rosa Clará de líneas puras y delicadas. El cuerpo, de escote caja y manga larga, está realizado en encaje francés, inspirado en el movimiento artístico Art Déco, compuesto por motivos gráficos y florales. Está bordado a mano, de manera meticulosa con micropedrería incrustada en el dibujo. La falda, de línea evasé, confeccionada en crepe de seda natural, incorpora una ligera sobrecola extraíble. La novia ha completado su look nupcial con un sutil velo de tul en seda natural», explica la firma Rosa Clará, encargada de vestir a la ya mujer de Rafa Nadal. 

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

La boda blindada de Rafa Nadal y Mery Perelló