«Tuve un tornillo clavado durante horas y no me enteré por el pie diabético»

Una campaña nacional presentada en Santiago divulga una patología que causa un millón de amputaciones al año


redacción / la voz

Javier Bernal aún no sabe muy bien cómo, pero un día le empezó a doler el pie. «Era como un pequeño agujero de la planta hacia adelante». Tenía una úlcera. Tras una primera cura que le practicó una vecina lo atendieron en el centro médico. No había sido su primer incidente. Antes, una herida en el pulpejo no conseguía cerrarse. Y más tarde también tuvo otro pequeño incidente. Pero tuvo suerte. Al igual que su sobrina, Isabel Bernal, aunque en su caso le tuvieron que amputar un dedo del pie derecho. Ambos tienen diabetes y pudo haber sido mucho peor. Como les ocurrió a otros pacientes que conocen a los que les tuvieron que amputar las dos piernas. Son parte del millón de personas a los que cada año les cercenan esta parte del cuerpo a causa del pie diabético, una patología aún desconocida a nivel social. Y tienen suerte porque cuando ocurre esta lesión el 70 % de los enfermos no sobreviven más allá de cinco años.

Gracias por leer La Voz de Galicia

NO TE QUEDES SOLO
CON LOS TITULARES
WEB+APP SIN LÍMITES
Lee todas las noticias en la edición digital y la aplicación, accede a contenidos exclusivos y disfruta de una lectura sin publicidad intrusiva
4,95 € /mes
Prueba 30 días gratis
Sin compromiso de permanencia
VERSIÓN PDF
Accede a todas las noticias de la web y la app, lee en PDF el periódico diario y las revistas YES, Mujer Hoy y XL Semanal, y consulta la hemeroteca
9,95 € /mes
Suscríbete
Sin compromiso de permanencia

«Tuve un tornillo clavado durante horas y no me enteré por el pie diabético»