«Más allá de su personalidad intelectual y política, Victoria Armesto fue una precursora del feminismo y del galleguismo»

Cuando se cumplen 20 años de su muerte, la familia lanza, desde Xanceda, una web que pone en valor su figura, su vida y su obra

El presidente del patronato de Rosalía de Castro, Octavio San Martín, hace entrega del Pedrón de Oro a María Victoria Fernández España y Fernández-Latorre
El presidente del patronato de Rosalía de Castro, Octavio San Martín, hace entrega del Pedrón de Oro a María Victoria Fernández España y Fernández-Latorre

Redacción / La Voz

María Victoria Fernández-España y Fernández-Latorre (que firmaba sus escritos como Victoria Armesto) nació en una vivienda situada justo encima de los talleres de la sede de La Voz de Galicia, en la antigua Puerta Real de A Coruña. Dicen las crónicas, recuerda la historiadora Pilar Rodríguez Suárez, que hasta tuvieron que parar la rotativa para no estorbar el alumbramiento y que el periódico salió tarde aquel 12 de junio de 1925. Tal circunstancia parece que marcó el sino de aquella niña que, cuando cumplió los 24 años, obtuvo el título de periodista, un oficio que profundizó en la forja de un carácter curioso, audaz y emprendedor, y de una mirada amplia e iconoclasta que redondeó durante sus estancias en EE.UU. y Alemania. Allí llegó la familia por la profesión de corresponsal del marido, Felipe Fernández Armesto, conocido como Augusto Assía.

En el extranjero se afianzaría su vocación de cronista y escritora. Y, con ese bagaje, en 1966, su retorno a Galicia engrandeció su compromiso con el país, desde los ámbitos cultural, social y político, a lo que ayudó su faceta de conferenciante y divulgadora. Fue a su regreso cuando el matrimonio adquirió la propiedad de la Casa Grande de Xanceda, en Mesía, que restauraron y en la que pusieron en marcha una explotación ganadera que hoy es ejemplo de producción sostenible. A finales de los 80 la adoptaron como residencia familiar.

Para entonces había abandonado la tarea política, en la que había adquirido enseguida un lugar preeminente, tanto en su papel como diputada en el Congreso en la etapa constituyente (y hasta 1986) como en el impulso de la autonomía de Galicia (en el terreno partidista, su contribución personal fue decisiva para convencer a Fernández Albor de que se presentase por AP a las autonómicas).

«Más allá de su personalidad intelectual y política, Victoria Armesto fue una pionera del feminismo y del galleguismo, que reivindicaba como compatibles con una posición conservadora y liberal», ensalza Rodríguez Suárez, que se encargó de la confección de una página web sobre Victoria Armesto por encargo de su hijo Juan. El proyecto, que se presenta esta tarde en Xanceda, tiene como objeto principal poner en valor su vida y su obra. Rodríguez lamenta que hoy en día su figura haya quedado postergada, cuando, anota, dejó una relevante bibliografía, sus primeros escritos sobre la igualdad de la mujer datan de 1947, fue una pionera del ecologismo y promovió la restauración de la casa de Rosalía.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Comentarios

«Más allá de su personalidad intelectual y política, Victoria Armesto fue una precursora del feminismo y del galleguismo»