Probada la relación entre la contaminación del aire urbano y la mortalidad

Un análisis en 652 ciudades muestra un mayor riesgo de mortalidad a corto plazo después de la exposición a la contaminación del aire urbano


La Voz

Un estudio internacional realizado en 24 países ha demostrado la relación directa entre la contaminación del aire urbano y la mortalidad, incluso en exposiciones a pequeñas concentraciones. Así lo publica el CSIC, el principal colaborador del estudio tras tener acceso a los resultados de un análisis epidemiológico internacional en 652 ciudades de todo el mundo, incluidas 45 españolas, como Madrid, Barcelona y Sevilla y dirigido por la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, en el Reino Unido

Distribución de las ciudades con datos sobre PM
Distribución de las ciudades con datos sobre PM NEJM

El análisis representa la evaluación epidemiológica más grande hasta la fecha sobre los efectos a corto plazo de la contaminación del aire. Para conseguir datos fiables de todas las ciudades, los investigadores han ido recopilando información desde 1986 al 2015. Han empleado, además, métodos estadísticos avanzados con los que ver la relación entre la mortalidad diaria y la concentraciones  de contaminación urbana por partículas en suspensión en el aire.

«La aplicación de la misma metodología de análisis a este conjunto de datos internacional permite una comparación crítica del riesgo entre poblaciones de distintas regiones. Aunque los investigadores identificaron algunas diferencias, pudieron establecer una asociación positiva en los 24 países, independientemente de los niveles de contaminación y del entorno socioeconómico», explica el informe publicado por el CSIC.

La contaminación ya causa  más muertes que el tabaco

Marlowe Hood

8,8 millones de personas mueren en el mundo de forma prematura por esta causa, el doble de lo estimado hasta ahora

La contaminación atmosférica mata cada año de forma prematura a 8,8 millones de personas en el mundo, el doble de lo estimado hasta ahora, según un estudio publicado el martes. Entre 40 y 80% de estos decesos, basados en cifras de 2015, están causados por ataques cardíacos, apoplejías y otros tipos de enfermedades cardiovasculares, según los autores de la investigación publicada en la revista European Heart Journal.

Esto significa que la contaminación atmosférica provoca anualmente más muertes que el tabaco, responsable de 7,2 millones de decesos en el mismo año, según datos de la Organización Mundial de la Salud. «Se puede evitar fumar, pero no se puede evitar estar sometido al aire contaminado», señaló uno de los responsables del estudio, el profesor Thomas Münzel, de la Universidad de Maguncia (Alemania). A nivel mundial, los estudios habían cifrado hasta ahora el número total de decesos en alrededor de 4,5 millones.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Probada la relación entre la contaminación del aire urbano y la mortalidad