Isabel Pantoja confiesa que «Supervivientes» le recuerda a la cárcel

La tonadillera, que volvió a protagonizar otro intento de abandono, recibió la visita de su hija en la isla


Redacción / La Voz

Supervivientes continúa su exitoso periplo por la parrilla de Mediaset con Isabel Pantoja como absoluta protagonista. Da igual a quién expulsen o las tramas que se generen entre el resto de los concursantes, la protagonista siempre es la Pantoja. Es la «magia» de la vida en directo y producto del multimillonario fichaje que Paolo Vasile hizo con la tonadillera y que desde la cadena quieren exprimir al máximo. E Isabel Pantoja lo sabe y hace lo máximo porque el programa tenga con qué hablar de ella. En los últimos días Isabel Pantoja sufría un ataque de ansiedad. «Ayer me dio una crisis de ansiedad bastante grande», afirmaba, antes de que se emitiesen las imágenes de la tonadillera fuera de sí pidiendo que la sacasen de allí, mientras Omar Montes trataba de tranquilizarla. 

«Ay Dios si estuvieran aquí mis hijos o mi hermano me hubieran sacado de aquí ya», gritaba una Isabel Pantoja fuera de sí. «Firmo la renuncia y lo que tenga que firmar, me da igual todo», añadía. «No puedo ver lo mismo todos los días, aquí no puedo salir ni para un lado ni para otro. Ay mis niños, Kiko ayúdame a irme por Dios. Nada que me voy, que a mí ya no me retiene de aquí nadie, quiero irme aunque sea nadando pero me voy», aseguraba. 

Isabel Pantoja incluso llegó a subirse en la barca y despedirse de sus compañeros: «staros contentos porque me voy feliz, he estado hasta donde he podido y os quiero porque me habéis aguantado mucho, suerte». 

Al terminar de ver las imágenes, Isabel Pantoja explicaba los motivos que habían desencadenado esa crisis. «Pues muy fácil Jorge, todo el mundo sabe que yo he venido a concursar, soy una concursante más. Para mí el estar aquí desde el año 2011 era el sueño de mi vida, pero todo el mundo sabe que yo lo he pasado muy mal y, aunque yo pensaba que mi mente estaba bien y que físicamente también, el estar en una isla me recuerda día a día a que no tengo el mando de mi vida nuevamente en mis manos», comenzó diciendo. Mientras desde el plató Kiko Rivera se sinceraba y decía tras ver el estado en el que se encontraba su madre: «Yo quiero que mi madre se vaya ya de ahí». 

«Me recuerda muchísimo a donde yo no elegí estar, es como recordar el tiempo pasado allí. Mi libertad la he perdido», decía Isabel Pantoja. «¿Por qué no nombras nunca ese sitio?», le preguntaba Jorge Javier Vázquez. «Porque no me gusta», respondía categóricamente la cantante. 

Finalmente, después de desahogarse, Isabel Pantoja ha recapacitado y ha decidido seguir luchando por su seguir en el concurso.  «Va a ser la octava semana y lo estoy pasando duro. Pero no quiero defraudar a nadie. Ni a mi familia ni a mis hijos. Ni a mis fans ni a la audiencia. Ni a la productora ni a la cadena. Pero especialmente a mí misma. Quiero demostrarme que sí puedo», decía. 

El reencuentro de Isabel Pantoja y su hija en la isla

Isabel Pantoja recibió la visita de su hija, Chabelita, en la isla, lo que le hizo especial ilusión. Pero primero la tonadillera vio como Omar Montes recibía la sorpresa de su madre, Mari Ángeles. 

«Mi niña del alma, mi vida entera, que alegría que me la hayan mandado», le decía Isabel a su hija (con la que ha tenido diversos desencuentros en los últimos meses). 

«¡Qué alegría me da verte, estás guapísima! Que garífuna te veo», le decía Omar Montes a su exnovia. 

Otto Vans, expulsado de «Supervivientes»

El influencer Otto Vans fue el inesperado expulsado de Supervivientes. Esto causó gran conmoción entre los concursantes, ya que no estaba nominado. Fue Mahi, la menos votada, la que se trasladó al barco donde le iba a hacer compañía a Chelo García Cortés. 

Pero en una vuelta de tuerca del programa, abrió de nuevo los teléfonos para mandar también allí al que fuese el menos votado, y eso colocó en el disparadero a Otto Vans, dejando en la palapa a una Dakota desolada por la marcha de sus dos mayores apoyos en la isla. 

Finalmente Otto Vans perdía el duelo entre Mahi y Chelo García-Cortés y se convertía en el octavo expulsado del programa. 

 Supervivientes logró en su última gala el mejor registro desde su estreno, según explica Mediaset, con un 37,5 % y una media de 3.697.000 espectadores. El reality logró el minuto de oro del jueves, a las 23:45 horas (4.749.000 y 34,5 %). 

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Isabel Pantoja confiesa que «Supervivientes» le recuerda a la cárcel