El plan de Shakira para evitar las cámaras: alquilar un aparcamiento en los juzgados

La cantante alega que no residía en España entre los años 2012 y 2014 y no cometió delito fiscal

;
Shakira, de nuevo en el banquillo de los acusados Esta vez, por un presunto fraude de 14,5 millones a Hacienda

La Voz

La cantante Shakira ha llegado este jueves sobre las 9.50 horas al Juzgado de Instrucción 2 de Esplugas de Llobregat (Barcelona) donde está citada investigada por un presunto fraude fiscal de más de 14,5 millones de euros, y ha podido evitar a la prensa accediendo por dentro del edificio a través de un parking privado del edificio que conecta con el juzgado, según informa Europa Press. Lo ha hecho pese a que la titular del Juzgado de Instrucción 2 de Esplugas, Luz Barreiro, había ordenado expresamente que debía entrar a los juzgados por la puerta principal, como hacen todos los ciudadanos, han precisado fuentes judiciales.

La artista colombiana ha llegado al juzgado por los ascensores del edificio, pudiendo así evitar a la cincuentena de periodistas que la esperaba ya que ha accedido por el parking del edificio donde ha alquilado expresamente una plaza, ya que es un edificio privado que comparte el juzgado con oficinas. La actriz ha llegado acompañada de varias personas y ha empezado a declarar ante la juez sobre las 10 horas, tal como estaba previsto.

Despliegue mediático en las puertas ante la comparecencia de Shakira
Despliegue mediático en las puertas ante la comparecencia de Shakira

Este juzgado de Esplugas -donde ella vive- la investiga por seis presuntos delitos contra la Hacienda Pública por un supuesto fraude de más de 14,5 millones en IRPF e Impuesto de Patrimonio (IP), a través de 14 sociedades en países como Islas Caimán, Islas Vírgenes Británicas y Panamá. El otro querellado en la causa, el asesor de la cantante E.A., ya ha sido localizado y ahora está pendiente de que le citen para declarar también como investigado por fraude fiscal.

Shakira alega que no cometió delito fiscal

Fuentes jurídicas han señalado a EFE que Shakira sólo ha contestado a las preguntas de su abogado y que ha dado detalles pormenorizados sobre su actividad profesional para demostrar que en ese período de tiempo -su defensa se refiere a los años comprendidos entre 2011 y 2014, a pesar de que Fiscalía lo circunscribe a 2012-2014- no vivía en España y que, por tanto, no tenía obligación de tributar en el país. La cantante ha aseverado que solo escolarizó a su hijo mayor, que nació a principios de 2013 en Barcelona, a finales de 2014 y que no fue hasta 2015, año en que dio a luz a su segundo hijo, cuando finalmente decidió fijar su residencia en España, ya que hasta entonces sólo realizó visitas concretas al país debido a su relación sentimental con el futbolista del FCB Gerard Piqué.

Shakira ha justificado que sus ausencias de España no eran «esporádicas» -como señala la Fiscalía-, y ha tratado de demostrar que realmente residía en el extranjero alegando su agenda de conciertos y su participación en el programa televisivo The Voice en Estados Unidos.

Fuentes cercanas a la artista han indicado que Shakira siempre se ha guiado por lo que le aconsejaban sus asesores, a quienes considera de los más reputados y reconocidos del mundo, y que no debe ninguna cantidad a Hacienda porque ya abonó los 14,5 millones que le exigía la Agencia Tributaria. Insisten, además, en que la cantante ha cumplido «en todo momento» con las obligaciones tributarias «en todos los países en los que ha trabajado», incluyendo el período entre 2011 y 2014.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

El plan de Shakira para evitar las cámaras: alquilar un aparcamiento en los juzgados