Un dron «made in Galicia» vigilará los montes

Dispone de tecnología para escanear en 3D el terreno a gran velocidad


a coruña / la voz

Un dron del tamaño de una televisión antigua tendrá controlado el monte gallego. Sus cuatro potentes hélices están concebidas para hacer volar aparatos de última generación para gestionar los recursos forestales. El objetivo de esta máquina es facilitar información actualizada para una mejora en la toma de decisiones, control y ejecución de las diferentes actuaciones que implican los planes de ordenación forestal, como podas o adecuación de pistas. O cortafuegos.

Este dron fue presentado ayer en la sede del Instituto Tecnológico de Galicia (ITG), donde pusieron de largo el proyecto Xeltal, de ordenación y gestión forestal sostenible mediante teledetección remota. Se trata de una iniciativa en el que participan las empresas gallegas Aeromedia, Cerna, Balidea y Greenalia, además del ITG y la Universidade de Santiago de Compostela (USC).

El proyecto, que comenzó en junio de 2018, finalizará en septiembre de 2020.

Todo ello será posible gracias al desarrollo de un dron de ala fija con capacidad de despegue y aterrizaje vertical, con un sistema de teledetección embarcado que permitirá la captación de información en alta resolución. Otro de los retos que plantea el proyecto es la reconstrucción en 3D del terreno escaneado a gran velocidad.

El responsable de proyectos de Aeromedia, Carlos de la Rocha, ha explicado que se trata de un proyecto de I+D subvencionado por la Xunta y con fondos europeos. Sobre la herramienta de software que se está diseñando, ha indicado que permitirá a las empresas forestales «hacer análisis, calcular tanto masas como zonas de poda y, sobre todo, tener en una misma herramienta todos los datos que proceden de distintas fuentes», ha dicho sobre los datos que recaben de los drones, satélites o imágenes del Instituto Geográfico Nacional, entre otros.

Además, ha precisado que no podrá utilizarse para trabajar en la extinción de incendios, aunque sí se podrá calcular si una zona es crítica «en cuanto a masa combustible». Sobre el papel del Instituto Tecnológico de Galicia (centro privado, pero en cuyo patronato están la Xunta y las tres universidades gallegas), Jorge Seoane, responsable de I+D del área de sensórica y comunicaciones del ITG, apuntó que, en su caso, proporcionan «la tecnología» para desarrollar la herramienta en la que se trabaja.

Entre otras cuestiones, ha destacado el desarrollo de algoritmos basados en el conocimiento de expertos forestales para que los cálculos a pie de campo se puedan sustituir con este nuevo proyecto.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Un dron «made in Galicia» vigilará los montes