Valencia especializará a policías locales de grandes municipios en delitos de odio

Los colectivos LGTBI aplauden leyes como la valenciana o gallega, pero urgen el desarrollo de una norma estatal


La Voz

Valencia se sumó ayer a otras comunidades como Navarra, Galicia, Aragón, Islas Baleares, Cataluña, Extremadura, Murcia, Andalucía o Madrid con la entrada en vigor de su Ley para la Igualdad de las Personas Lesbianas, Gais, Trans, Bisexuales e Intersexuales (LGTBI). Entre otras cosas, la nueva norma obligará a que los cuerpos de seguridad locales de los municipios valencianos de más de 50.000 habitantes cuenten con grupos especializados en la prevención de delitos de odio. Además, como recoge Europa Press, creará un servicio público de asesoramiento y apoyo para estas personas, que será extensivo también a sus familiares y allegados. Por no hablar de que cualquier terapia enfocada a modificar la identidad de las personas o su publicidad puede ser multado con hasta 120.000 euros.

Salud sexual

La norma establece una batería de protocolos a nivel sanitario para atender las necesidades específicas de las personas transexuales, sobre todo en materias de salud sexual o reproductiva. Además, las personas con capacidad gestante o sus parejas en igualdad de condiciones tienen derecho a acceder a programas de reproducción asistida en la sanidad pública.

Además, las escuelas de Valencia tendrán que incorporar el tratamiento de la diversidad sexual, familiar, de género y de desarrollo sexual, aspectos que incluirá una ley concreta al respecto. También entiende por violencia familiar aquella que sufran los menores por pertenecer al colectivo LGTBI.

La noticia fue bien acogida entre colectivos LGTBI como Alas, en A Coruña, o Nós Mesmas, en Vigo, porque, a su juicio, cualquier norma enfocada a defender los derechos de la comunidad es bienvenida, pero urgen a que sean desbloqueadas en el Congreso las dos normas ahora en trámite ?la Ley de Igualdad LGTBI, además de la Ley Trans? para que los derechos del colectivo sean uniformes en todo el estado. «La valenciana no es la primera ley. En Galicia se aprobó una norma en el 2014, pero a medida que se han ido aprobando otras, han ido mejorando. La ley gallega merece ahora una reforma, pero más que cambiar las autonómicas habría que aprobar una estatal», resume el responsable de Alas, Carlos Mella.

La ley gallega

El reconocimiento por ley de los derechos del colectivo todavía es una materia pendiente en algunas comunidades. En este sentido, el 2014 marcó un antes y un después en este terreno, después de que el Parlamento gallego aprobara una ley pionera en España que hacía referencia a la no discriminación de estos grupos al consolidar su derecho a tener trato equitativo en el acceso a prestaciones públicas, a la hora de acceder a un trabajo o valorar su idoneidad en un proceso de adopción. Pero para grupos como Nós Mesmas la norma gallega se queda corta al no incluir algunos aspectos que creen fundamentales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Valencia especializará a policías locales de grandes municipios en delitos de odio