El Gobierno intentará solucionar por la vía rápida el «gol» que le marcaron con el sindicato de trabajadoras sexuales

Europa Press

SOCIEDAD

La portavoz del sindicato de trabajadoras sexuales, Concha Borrell saluda a otros miembros del mismo antes de comenzar la rueda de prensa ofrecida en Barcelona.
La portavoz del sindicato de trabajadoras sexuales, Concha Borrell saluda a otros miembros del mismo antes de comenzar la rueda de prensa ofrecida en Barcelona. LLUIS GENE | afp

Recurrirá a «la nulidad de pleno derecho» para revocarlo. Podemos exige explicaciones sobre lo que considera una «chapuza»

31 ago 2018 . Actualizado a las 15:10 h.

La ministra portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, ha explicado este viernes que la Abogacía del Estado ya estudia cómo anular el nuevo sindicato Organización de Trabajadoras Sexuales (Otras), una cuestión que «no parece difícil» de arreglar. En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Celaá ha subrayado que el Ejecutivo «no acepta de ninguna de las maneras que haya un sindicato de trabajadoras del sexo».

«La Abogacía del Estado se ha puesto ya a estudiar cómo arreglar esta cuestión. No parece difícil. Hay varias vías, una de ellas parece la más rápida, y a esa iremos», ha aseverado la ministra de Educación y Formación Profesional. Esa vía rápida, ha explicado Celaá, es «la nulidad de pleno derecho para revocar» el sindicato.

Preguntada por la intención del Ejecutivo de promover la abolición de la prostitución, Celaá ha recordado que «efectivamente se trata de una actividad no regulada en España», pero ha matizado que el Gobierno no ha tratado este viernes este asunto en su reunión, por lo que ha considerado que sería «una ligereza» pronunciarse al respecto.