El ciclista Rigoberto Urán se convierte en blanco de las críticas tras un controvertido gesto

Después de ganar una etapa en una carrera, el deportista exigió un beso a una de las azafatas


Mientras el mundo entero discute sobre la continuidad de las azafatas en las competiciones deportivas masculinas, el ciclista colombiano Rigoberto Urán se ha encargado de echar más leña al fuego. El deportista del equipo EF Drapac, se ha convertido en las últimas horas en foco de críticas en las redes por un gesto que protagonizó este fin de semana tras una etapa de la Colombia, Oro y Paz.

Su carrera le llevó directo al podio, donde Urán se dejó llevar por el momento. El ciclista recibió una de las típicas placas y un peluche por parte de las azafatas que participaban en el protocolo posterior a la carrera. Pero a Urán no le pareció bastante y pidió a la azafata algo más. Tras recibir el juguete por parte de la chica, el deportista, armado de descaro, estiró el brazo para dar unos toques en el hombro a la joven y posteriormente pedirle un beso con un gesto.

La escena no pasó desapercibida para los seguidores habituales de este deporte que rápidamente se lanzaron a las redes a comentar el gesto de Urán. Mientras unos solo veían un gesto inocente otros tantos criticaban la actitud censurable del corredor. Sin embargo, la escena se ha convertido en blanco de todas las críticas después de que el propio Urán compartiera el vídeo en su perfil de Instagram con el siguiente mensaje: «Mija venga que el pico también es para el tercero».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

El ciclista Rigoberto Urán se convierte en blanco de las críticas tras un controvertido gesto