Más de la mitad de los fármacos de uso pediátrico no se han ensayado en niños

Santiago coordina la recién creada red española para promover esa investigación, que agrupa a 19 centros

.

santiago / la voz

Solo un 30 % de los medicamentos comercializados en Europa tienen autorización específica para uso pedriático y menos del 50 % de los fármacos que se utilizan en niños han sido ensayados específicamente en la población infantil. Son datos de la Agencia Europea del Medicamento que la recién creada Red Española de Ensayos Clínicos Pediátricos (Reclip) quiere ayudar a corregir con liderazgo gallego. Integrada por 19 nodos clínicos y 6 redes de investigación y sociedades científicas, la entidad se coordina desde el Instituto de Investigación Sanitaria de Santiago y tiene al frente al jefe de Pediatría del CHUS, Federico Martinón. Su objetivo es impulsar la investigación médica pediátrica para facilitar el acceso de los pacientes infantiles a alternativas terapéuticas innovadoras validadas con estudios dirigidos expresamente a ese sector, porque «un niño no es un adulto pequeño», precisa Martinón.

Y no lo es a nivel médico pero tampoco de la investigación, que en este sector de la población es más compleja. Lo es solo por la sensibilidad que implica trabajar con pacientes pediátricos, pero también por las dificultades para dar salida a los expedientes de investigación. Cualquier nuevo fármaco que se vaya a licenciar tiene que incluir en su desarrollo un plan de investigación pediátrica. Los procedimientos son complejos y aunque hay interés por ofrecer más medicinas para la población infantil y mejor analizadas, acaba generándose un «embudo» que esta red quiere contribuir a desatascar con una estructura profesionalizada y multidisciplinar que cubre todo el espectro de las especialidades pediátricas existentes para ser referente no solo en programas de investigación pública, sino para captar también el interés de la industria farmacéutica y para ser competitivo a nivel internacional.

Para «desatascar» esa situación sería necesario hacer, también según datos de la Agencia Europea del Medicamento, casi quinientos ensayos clínicos pediátricos con más de 200.000 niños para dar salida a unos 700 planes de investigación. Así lo apuntó Martinón en la presentación de esta red en Santiago junto con la gerente del CHUS, Eloína Núñez; el director técnico del IDIS, José Castillo; la directora de la Fundación Domínguez, María Gómez-Reino; y Cristina Calvo, del hospital La Paz y miembro del comité ejecutivo de Reclip.

Con apenas un año de existencia, el Reclip no tiene historial investigador por sí mismo. En este tiempo se ha dedicado a su constitución y a lograr el aval de la Agencia Española del Medicamento y el de la asociación de la industria farmacéutica. Y hace unos días alcanzaba la máxima calificación de la Agencia Europea del Medicamento como red de ensayos clínicos pediátricos. Pero los centros clínicos e institutos de investigación que trabajarán bajo su paraguas acumulan en los últimos cuatro años 1.102 ensayos clínicos que incluyeron 8.322 pacientes pediátricos.

El 75 % de esos estudios fueron promovidos por la industria farmacéutica. Y en esta descansan en buena medida las expectativas de trabajo de la red, que también aspira a atraer proyectos de convocatorias europeas. Pero sobre todo, y eso es «esencial», defiende Martinón, esperan que el Carlos III cree una línea de financiación directa específica para una «necesidad del país» que «estamos cubriendo». La red agrupa a los principales hospitales de España e institutos con investigación pediátrica.

Votación
4 votos
Tags
Comentarios

Más de la mitad de los fármacos de uso pediátrico no se han ensayado en niños