«Mi padre salió una mañana a hacer su 'footing' diario y ya no volvió»

La hija de Publio Cordón inaugura el séptimo congreso «Lo que de verdad importa»


A CORUÑA / LA VOZ

«Mi padre salió una mañana a hacer su footing diario y ya no volvió. Estábamos en casa esperándole con el zumo de naranja, pero nunca regresó». Así recordó ayer Carmen Cordón, hija del empresario Publio Cordón, cómo sucedió el secuestro de su padre hace casi 21 años, «y en todo este tiempo, lo único que hemos sabido de todo lo que pasó es por los juicios a los Grapo que han apresado». Su testimonio servirá para inaugurar hoy -a las 09.30 horas, en Palexco, A Coruña- la séptima edición del congreso Lo que de verdad importa, donde incluso revelará los últimos pasos de la investigación, que se han dado esta misma semana. «Mi madre estuvo ayer (por el lunes) en Francia en el zulo en el que permaneció mi padre encerrado. Hasta ahora nunca habíamos podido verlo, y hay que reconocer la labor de la Guardia Civil, que continúa trabajando veinte años después para encontrar el cuerpo de mi padre», señaló la periodista y empresaria, que también quiso lanzar un mensaje de optimismo que repetirá hoy en el congreso: «Todos vivimos experiencias duras y traumáticas, y el truco está en extraer de ellas una lección de vida, la que nos hace crecer y ser fuertes».

La misma intención tiene otra de las ponentes, Leticia Martínez-Alcocer, una joven víctima de abusos sexuales en su adolescencia, que encontró en la escritura una forma de liberarse a sí misma y poder ayudar a otras personas. Ayer reconoció que, en un primer momento, «no fui capaz de contárselo a nadie, y con ese silencio se multiplicaba el sufrimiento. Luego, durante muchos años de ocultarlo, lo olvidé completamente, pero este trauma nunca se va». Tras ir a terapia y comenzar a poner sobre un papel todo lo ocurrido, consiguió salir adelante, «porque todo lo que ha sido lo peor puede transformarse en una fortaleza enorme y en una ilusión tremenda», apuntó.

El tercer y último invitado del congreso será Toñejo Rodríguez, un deportista extremo parapléjico, quien restó importancia a su historia en comparación con la de sus compañeras «porque yo me he dado unos estacazos del copón, pero he tenido mucha suerte». Lo que sí reconoció es que queda mucho trabajo por hacer para ayudar a las personas con discapacidad «y pienso que ser humano debería tener más barreras arquitectónicas y menos humanas».

Más de 1.500 jóvenes agotaron las invitaciones para «esta fiesta de las emociones»

En menos de tres días se agotaron las más de 1.500 invitaciones para asistir a «este congreso dirigido a jóvenes, pero que es para todas las edades, porque nos viene muy bien a todos asistir a este congreso que promueve valores como el esfuerzo, la superación, la esperanza, y especialmente, las ganas de vivir», afirmó ayer Felipa Jove, presidenta de la Fundación María José Jove, una de las entidades que hace posible que este congreso se celebra desde hace siete años en A Coruña. Junto a ella estaba también María Franco, directora de la Fundación Lo que de verdad importa, que agradeció la colaboración de todos los patrocinadores de esta iniciativa que este año celebra su décima edición, «y que a mí me gusta definir como una fiesta de las emociones. Es algo más que un congreso, y es un regalo pensar que la gente sale del congreso queriendo ser mejores personas».

Este fue uno de los motivos que animó a Bankia a sumarse a este proyecto hace tres años, según reconoció David Menéndez, director de RSC de la entidad financiera, que recordó que paralelamente a los congresos se ha desarrollado un concurso de historias contadas por jóvenes que ha tenido mucho éxito.

Valores

Por último, Isabel de Villota, responsable de comunicación de la empresa IFC, destacó la importancia de dar lecciones de vida a los más jóvenes, «y de ayudarnos a todos a poner los pies en la tierra y recordarnos los valores que son realmente importantes».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Mi padre salió una mañana a hacer su 'footing' diario y ya no volvió»