Los veterinarios exigen que la vacuna antirrábica sea obligatoria en Galicia

Criticaron a la Xunta por relajarse en materia de sanidad animal

Quinientos profesionales asistieron a una reunión del Consello Galego de Colexios Veterinarios.
Quinientos profesionales asistieron a una reunión del Consello Galego de Colexios Veterinarios.

lugo / la voz

Los veterinarios gallegos quisieron denunciar la relajación de la administración en la sanidad animal y lo hicieron en una reunión, convocada por el Consello Galego de Colexios Veterinarios, a la que asistieron quinientos profesionales. Suscribieron un manifiesto en el que demandan compromisos claros, como que se decrete la obligatoriedad de la vacuna antirrábica en Galicia para perros, gatos y hurones. En el encuentro el presidente del Consejo General, Juan José Badiola, recordó que lo es en la mayoría de las comunidades autónomas, salvo Galicia, País Vasco, Cataluña y parte de Asturias. Según dijo, es la única manera de mantener el estatus de libre de rabia.

«No estamos diciendo que lo pague la comunidad -señaló Badiola- sino que lo pague el dueño». Según apuntó, si la vacuna alcanza al 65%- 70% de la población diana, aunque se dé algún caso de rabia, su propagación es difícil y recordó el caso de una marroquí que murió en un hospital catalán, después de que la mordiera un perro en Tánger.

Badiola advirtió del riesgo potencial de la entrada de la rabia a través de los puertos gallegos.

Inicialmente estaba previsto que los veterinarios gallegos plantearan sus reivindicaciones al presidente de la Xunta, pero tuvieron que conformarse con hacerle llegar el contenido de su manifiesto a la conselleira de Medio Rural y al delegado del Gobierno en Galicia, Samuel Juárez.

Rectificación de políticas

Con esta iniciativa exigen «unha rectificación inmediata ás políticas que desprestixian e reducen a súa presenza e actividade na sociedade»y, recordaron que las enfermedades emergentes que causaron mayor alarma como la gripe aviar, el ébola o las vacas locas proceden de contagios de animales a humanos.

El manifiesto recoge la necesidad de un compromiso de que no se producirán reducciones de personal «en ningún estamento da cadea de control alimentario e de sanidade animal»; que se exija la modificación «inmediata da proposta europea que abre as inspeccións en matadoiros a outros profesionais». Reivindican además que las bajas laborales en los mataderos sean cubiertas «con rigor e total prontitude»; que no se relajen los protocolos y controles de sanidad animal y que se defienda «sen ningunha dúbida o benestar dos animais, xa que a profesión veterinaria é a súa salvagarda».

Los veterinarios gallegos, con el apoyo del consejo, plantearon también que la educación y la investigación «estean suficientemente dotadas porque nos seus coñecementos e actividade radica a mellor garantía da nosa saúde no futuro».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Los veterinarios exigen que la vacuna antirrábica sea obligatoria en Galicia