Irlanda del Norte prohibirá que se pague por el sexo

La medida se inspira en la legislación sueca, que penaliza a quienes pagan en lugar de a quienes lo proporcionan


El Parlamento de Irlanda del Norte aprobó en la noche del lunes en Belfast un proyecto de ley que prohíbe el pago a cambio de mantener relaciones sexuales. Según informan este martes los medios británicos, aunque todavía le queda recorrido, es muy probable que el proyecto se convierta en ley. La medida se inspira en la legislación sueca, que penaliza a quienes pagan por el sexo en lugar de a quienes lo proporcionan.

En Irlanda del Norte ya están prohibidos el proxenetismo, los burdeles o conducir por zonas donde hay prostitución callejera en busca de sus servicios, pero hasta ahora la ley no contemplaba como delito la retribución por sexo consentido, al igual que sucede en otras regiones de Reino Unido. Los defensores de la nueva ley alegan que reducirá el tráfico de personas, mientras que sus detractores sostienen que sólo fomentará que la industria de la prostitución sea aún más clandestina.

Según un sondeo del Departamento de Justicia publicado la semana pasada, las trabajadoras del sexo norirlandesas se oponen mayoritariamente a la medida. Sólo un 2 % apoyaba el cambio al sistema sueco, mientras que seis de cada 10 pensaba que, de aprobarse, su situación sería menos segura.

Suecia ilegalizó en el año 1999 la retribución a cambio de sexo, y desde entonces han seguido su ejemplo Noruega e Islandia. Dinamarca y Francia también se están planteando emprender medidas similares.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Irlanda del Norte prohibirá que se pague por el sexo