El ébola, la nueva «gripe española»

El mundo sigue con preocupación el caso del contagio de Teresa Romero

la voz

Si la gripe española acaparó las portadas de los periódicos tras la Gran Guerra, ahora el mundo mira a España por el primer contagio de ébola fuera de África. Gobiernos y medios de comunicación son prudentes al calificar lo ocurrido en el Carlos III.

Alemania

Toman nota. El caso de España les ha permitido entender que la formación de médicos y soldados es clave, y Cruz Roja comenzó a instruir a los voluntarios con los trajes, mientras el Ejército prepara a 50 voluntarios -de 300 que se presentaron- para viajar a África.

Un contagio parece lejano, aunque los expertos aseguran que no se podrán evitar infecciones si no se frena la epidemia en África. Son una decena de hospitales los que cuentan con unidades de aislamiento que están tratando a enfermos de ébola (dos), ninguno alemán. Por si acaso, el Gobierno nombró a un experto en África, Walter Lindner, responsable para el ébola coordinando Defensa, Interior, Sanidad y Ayuda al Desarrollo. El Gobierno, que reconoce también haber valorado demasiado tarde el alcance de esta epidemia, ha destinado 17 millones de euros a combatir el ébola.

Italia

Sin polémica. Hay un seguimiento puntual del caso español, sabedores de que a ellos les puede ocurrir lo mismo. De momento, las autoridades descartan la repatriación de enfermos, pero ya han preparado dos hospitales: el Lazzaro Spallanzani de Roma, especializado en infecciosas; y el Luigi Sacco, de Milán. La información sobre España se ha diluido en las inundaciones que causaron graves daños en Génova.

Oriente medio

Prevención. La región lleva más de un año conteniendo su propia pandemia, el contagioso síndrome respiratorio (MERS) originado en Arabia Saudí, que ha terminado con la vida del 30% de los infectados. Ahora reacciona ojo avizor ante la amenaza del ébola, y no escatima medidas preventivas, como denegar la entrada a 7.800 musulmanes del África Occidental para asistir al peregrinaje anual de la Meca.

Jordania ha activado un plan de acción en los hospitales, pero especial atención mantiene Líbano, con extensas comunidades de expatriados que escaparon de la guerra civil y se asentaron en los estados afectados. Ocho mil libaneses, muchos con doble nacionalidad, residían en una Sierra Leona que ahora abandonan tras la epidemia. Acuciados por la urgencia de los conflictos armados, la alerta por el virus es, hasta el momento, preventiva. Pero la preocupación ha sentado en la misma mesa a israelíes y palestinos para discutir sobre el brote y sus consecuencias.

Argentina

Críticas al Gobierno. El de la enfermera española es seguido como un caso testigo de lo que puede llegar a ocurrir, y se remarcan las medidas tardías tomadas por el Gobierno de Rajoy. Los medios de comunicación hablan del factor «casualidad» en el contagio, y suponen que puede ocurrir en cualquier parte del mundo.

En su caso, no hay ninguna orden oficial para que se repatríen los enfermos de ébola. El Gobierno ha declarado al país en emergencia sanitaria, con operativos en aeropuertos y puertos, donde llegan muchos africanos en buques de carga, buena parte de España. El Ministerio de Salud tiene un comité de crisis activado y a través del Instituto Malbrán de Buenos Aires, dedicado a enfermedades infecciosas, se preparó una prueba que permite confirmar o descartar casos en 24 horas.

China

Control de aeropuertos. A China le preocupa el ébola y el caso de Teresa Romero ha tenido menciones en la prensa y las televisiones del gigante asiático, aunque sin valoraciones sobre la gestión por parte de las autoridades españolas.

Fue uno de los primeros países del mundo en tomar precauciones, a pesar de que Asia es el único gran continente en el que no ha habido casos. Aunque el Gobierno ha enviado a más de 200 expertos a Sierra Leona, Ghana y Liberia para colaborar en la lucha contra la enfermedad, no contemplan la repatriación en caso de que alguno de ellos contraiga el virus. De hecho, desde principios de agosto se han reforzado los controles en el aeropuerto de Cantón, al que cada día llegan más de mil personas procedentes de África.

Estados unidos

Seguimiento al minuto. Sin embargo, es EE.?UU. donde se sigue más al minuto lo ocurrido en España, y a estas alturas los estadounidenses saben casi tanto como los españoles de Teresa Romero y de lo que ha llevado a que esta auxiliar de enfermería se contagiara con el virus.

Pero no solo eso, la mayoría de los medios han informado ampliamente de los avatares de la mascota de Romero. Los artículos sobre Excalibur fueron las noticias más leídas de los medios on line. También han recibido mucha atención las protestas de los profesionales sanitarios. Los abucheos contra Rajoy en su visita al Carlos III han sido recogidos puntualmente, igual que el posible efecto de los recortes en sanidad en este contagio.

Información realizada por Úrsula Moreno, María Signo, Laura F. Palomo, Agustín Bottinelli, Sara R. Estella, Victoria Toro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos

El ébola, la nueva «gripe española»