Los pediatras reclaman tres vacunas más para equipararnos a Europa

Piden inmunización sistemática de varicela, neumococo y meningococo B


Redacción / La Voz

El panorama es el siguiente: diecinueve Españas sanitarias tienen diecinueve calendarios de vacunación diferentes. Con tal motivo, los pediatras llevan años reclamando un calendario unificado que equipare a todos los niños del país y resuelva «esta penosa fotografía de la Sanidad española», según el escrito firmado el 7 de enero por el Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría (CAV-AEP).

Ese calendario fue consensuado en el 2013 por las consejerías de Sanidad de las comunidades y (en teoría) entró en vigor el pasado 1 de enero. Pero en cuanto se hizo público, los pediatras pusieron el grito en el cielo al entender que «por razones economicistas y no científicas» se ha ido a «un calendario de mínimos, básico y retrógrado en algunos aspectos, que prescinde de vacunas que se estaban poniendo», afirman los facultativos en alusión a la de la varicela en Navarra o la del neumococo en Galicia (esta, como proyecto piloto).

Es decir, que se han excluido de la unificación acordada por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional (CISNS), pero se siguen utilizando en algunas autonomías, con lo cual la pregunta obvia es: ¿Para qué se ha consensuado un calendario único?

El asunto tiene más miga todavía. En estos momentos hay en España 19 calendarios vacunales comunitarios, el unificado del CISNS y uno más del CAV-AEP; el de los pediatras. Por supuesto, no coinciden. Los médicos reclaman en el suyo la incorporación universal de determinadas vacunas, algunas de las cuales están bloqueadas para que no lleguen a las farmacias y evitar que se compren por el canal privado. Consideran que, con ellas en el calendario, el país empezaría a aproximarse a Estados europeos líderes en inmunización, como el Reino Unido o Austria.

Sus reivindicaciones empiezan por la del neumococo, que actualmente solo se le pone a los niños en Galicia y que se excluye del unificado, lo que consideran una medida «especialmente lesiva, máxime cuando España y Portugal son los únicos países de Europa occidental y del norte que no la tienen incluida en el calendario de vacunación infantil», detalla David Moreno, coordinador del CAV-AEP. Madrid acaba de renunciar a ella en aras de la unidad, en una decisión «inédita en el mundo civilizado».

La otra lucha de los pediatras es la de la varicela. Por una parte, consideran «incomprensible» la retirada de las farmacias de un producto que «evita 125.000 contagios y 6.000 hospitalizaciones al año» en este país. Por otra, recomiendan que se universalice a partir de los 12 meses de edad, no de los 12 años. La tercera pata del banco es la nueva vacuna del meningococo B, que será solo de uso hospitalario, lo que va «en contra de la tendencia europea».

Pero estas serían solo las recomendaciones básicas. «Cataluña -agrega Moreno- acaba de introducir la de la tos ferina para embarazadas, que protege al bebé cuando nace, y sería deseable que fuese para todos, pero seguimos perdiendo prestaciones. Hoy -añade- he atendido en el hospital de Málaga a un niño marroquí que tiene más vacunas que cualquier español».

Luciano Vidán, presidente del Colexio Oficial de Médicos da Coruña, no acierta a comprender «la decisión unilateral» de la Agencia Española de Medicamentos en el bloqueo de vacunas como la de la varicela, «cuando debería haberse impuesto el consenso con la comunidad científica».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
22 votos

Los pediatras reclaman tres vacunas más para equipararnos a Europa