«Los políticos son cortos de miras y la ciencia es algo a largo plazo»

La profesora reclama medidas sociales para que haya más científicas


ourense / la voz

Fue la primera mujer española en conseguir una plaza fija en el área de Física en una universidad española y la segunda en lograr una cátedra. La vida de María Josefa Izuel Giménez (Jaca, 1940), ha estado ligada a la investigación en el campo de la óptica, al que ha aportado importantes avances, pero también al de la docencia. Esta pionera de la ciencia española estuvo ayer en el campus de Ourense para hablar sobre un ámbito en el que la presencia femenina aún es minoritaria. Ella lo sabe bien.

-¿Qué fue lo que la animó a estudiar Física en una época en la que las mujeres apenas si hacían estudios superiores?

-Tengo que decir que no era la única, éramos tres mujeres de doce, pero solo terminamos dos. Soy de un pueblo del Pirineo y allí el ambiente general era el de pensar ?¿y esta chica por qué va a hacer Física??. Magisterio les parecía más acertado, o Filosofía y Letras, pero mis padres -que no tenían una carrera universitaria- querían que estudiáramos lo que quisiéramos, y eso me ayudó a decidirme.

-Con su trayectoria profesional ha abierto camino...

-Quizás yo no fui consciente de lo que estaba pasando hasta los años noventa, cuando empezó la inquietud de comprobar que había pocas mujeres y entonces me puse más peleona. He visto que ellas tienen más dificultades para poder realizar con éxito su carrera científica y sostengo que hay que hacer políticas para ayudarlas. Esto es algo que tiene que preocuparnos a toda la sociedad.

-¿Usted ha tenido que demostrar más que los hombres para llegar a donde está?

-Sí, en algún momento he tenido que demostrar más y sé que no he sido la única. Hay prejuicios respecto a si la mujer va a poder dedicar el mismo tiempo que el hombre a su carrera o si tendrá la misma flexibilidad para salir al extranjero.

-¿Se sienten bien valorados los científicos?

-Las encuestas del CIS demuestran que la población valora a los científicos, pero todavía hay quien nos ve como personas extrañas, que viven en su torre de cristal. Eso no atrae, pero somos gente normal, que sale con su familia el fin de semana y hace un picnic.

-¿Qué riesgos se corren en España por los recortes en investigación?

-Son riesgos enormes. Mi tesis se publicó en una revista española, pero ahora los estudiantes las exponen en las mejores publicaciones internacionales. El salto ha sido brutal. Los investigadores presentan sus trabajos en los mejores congresos y en los últimos años se han montando laboratorios punteros, pero todo ese avance se puede perder en muy poco tiempo ya que, en ciencia, si no te mantienes al día, retrocedes.

-¿Qué es lo peor?

-Lo complicado no es tanto no poder comprar nuevo material, lo terrible es la falta de recursos humanos. Corremos el riesgo de que ocurra lo que pasó en la URSS. Cuando colapsó todos los científicos buscaron laboratorios en otros países y nunca se ha podido recuperar el nivel que había entonces.

-¿Muchos alumnos suyos se han tenido que marchar por falta de oportunidades?

-El problema no es que se vayan, porque eso puede mejorar mucho su formación, sino que no puedan volver. Hay que crear un sistema atractivo, pero eso es dinero, materiales y recursos humanos.

-Y eso no es una prioridad...

-Yo pienso que no. En general los políticos buscan cosas que tengan rendimiento a corto plazo y todo lo que sea educación o ciencia es a largo plazo. Son cortos de miras. Quieren hacerlo todo en los cuatro años de mandato y no se dan cuenta de que si no mantienes la ciencia básica después vas a ser un dependiente en tecnología.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos

«Los políticos son cortos de miras y la ciencia es algo a largo plazo»