«Pussy Riot» en descomposición

Nueva York / AFP

SOCIEDAD

La participación de dos miembros del grupo punk ruso en un concierto benéfico con Madonna enoja a otras seis integrantes y amenaza fractura

07 feb 2014 . Actualizado a las 07:00 h.

Seis miembros del grupo punk ruso Pussy Riot acusaron ayer a dos integrantes excarceladas recientemente de minar los ideales del grupo al aparecer en un concierto benéfico presentado por Madonna.

Una carta colgada en el blog del grupo criticó a Nadejda Tolokonikova y María Alejina por haber participado en un concierto organizado por Amnistía Internacional en Nueva York. Madonna presentó a las dos mujeres, que estaban vestidas con túnicas adornadas por crucifijos en la parte delantera. Ambas desafiaron al régimen del presidente ruso Vladimir Putin, cantando «¡Rusia será libre!» ante una multitud entusiasta.

Tolokonikova, de 24 años, y Alejina, de 25, fueron liberadas de centros penitenciarios rusas en diciembre pasado, tres meses antes del fin de sus sentencias de dos años por participar en una «plegaria punk» contra Putin en una catedral de Moscú.