Educación planea que un 5 dé derecho a la exención de la tasa de matrícula

El ministerio que dirige Wert mantendría el 6,5 para acceder al resto de cuantías de la beca

A. Montilla
Madrid / Colpisa

El Ministerio de Educación ha encontrado una nueva fórmula que le permite aferrarse a su idea de exigir una nota de 6,5 para optar a una beca universitaria y al mismo tiempo dar respuesta a la oposición de las comunidades autónomas -incluidas del PP- y los rectores que consideraban ese requisito una vulneración de la igualdad de oportunidades. Así, el departamento que dirige José Ignacio Wert planea que baste un aprobado, es decir, un 5, para tener derecho a la exención de la tasa de matriculación de la universidad. Sin embargo, mantendrá el 6,5 para acceder al resto de cuantías de una beca (tanto la parte fija por umbral de renta, residencia o variable por rendimiento académico). Así lo explicó ayer la secretaria de Estado de Educación, Montserrat Gomendio, durante su comparecencia en la Comisión del Congreso.

Con esta propuesta el Gobierno no abandona del todo su plan original basado en un endurecimiento de los requisitos académicos para acceder a una ayuda. De hecho, Gomendio durante su intervención realizó una cerrada defensa del polémico 6,5 al considerarlo un «punto de inflexión» ya que, según explicó, la mitad de los alumnos con una nota inferior abandona los estudios universitarios. En concretó indicó que el 17,54 % de los estudiantes procedentes de bachillerato que accedieron a la universidad en el curso 2009-2010 con menos de un 6,5 abandonaron los estudios en el primer año, cosa que hizo «solo» el 10,9 % de los que habían accedido con una nota entre 6,5 y 7,5, y un 7,58 % de quienes habían tenido una calificación superior al 8,5. «Se les está dando dinero por estudiar a cambio de que hagan un esfuerzo en su rendimiento», argumentó la número dos de Educación. En cualquier caso, esta fórmula pasará su primera prueba de fuego hoy en la reunión que Wert mantendrá con una representación de los rectores.

Rajoy no defiende a Wert

Durante el debate matinal en el Congreso, la portavoz del PSOE, Soraya Rodríguez -que ayer sustituyó a Alfredo Pérez Rubalcaba, de viaje en Bruselas-, acusó a Mariano Rajoy por los recortes en educación. Rodríguez aseguró que el responsable de la reforma no es José Ignacio Wert, «es usted, presidente, porque usted lo nombró ministro y usted no lo ha cesado ni lo devuelve a las tertulias de donde nunca debió salir».

El presidente del Gobierno no aprovechó la ocasión para defender o arropar al ministro Wert, y se limitó a recalcar que su Ejecutivo se ha centrado en «reducir el déficit público de manera equitativa, subiendo las pensiones, manteniendo el servicio del desempleo y manteniendo los servicios básicos».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos

Educación planea que un 5 dé derecho a la exención de la tasa de matrícula