Japón camufló los niveles de radiactividad de Fukushima

Raúl Romar García
R. Romar REDACCIÓN / LA VOZ

SOCIEDAD

Las protestas antinucleares se sucedieron toda la semana en las ciudades japonesas.
Las protestas antinucleares se sucedieron toda la semana en las ciudades japonesas. rie ishii afp

Los operarios que limpiaron la planta forraron con plomo los dosímetros

22 jul 2012 . Actualizado a las 06:00 h.

La gestión del accidente nuclear de Fukushima, calificada de «nefasta» en un reciente informe presentado en el parlamento japonés, aún depara más sorpresas. La última en conocerse ha sido la ocultación de datos de la radiactividad procedente de los cinco reactores dañados, que fue minimizada para permitir a los trabajadores poder continuar con los trabajos de limpieza y descontaminación.

La denuncia, desvelada por el periódico nipón Asahi Shimbun, está siendo investigada por el Ministerio de Sanidad, que apunta como culpables a los responsables de la empresa Build-Up, que había sido contratada por Tepco, la operadora de la central nuclear, para proceder a la descontaminación.

Un ejecutivo de esta sociedad obligó a los trabajadores a colocar cubiertas de plomo sobre los dosímetros, los dispositivos utilizados para medir la radiactividad. De esta forma se camuflaron los altos niveles de radiación, ya que de lo contrario se habría superado el límite legal y los empleados de limpieza no hubieran podido trabajar. Build-Up, según denunciaron ayer los medios japoneses, obligó al menos a nueve obreros a forrar con plomo los detectores de radiación bajo la amenaza de despido.