El subsuelo de África aloja una gigantesca reserva de agua

Los mayores acuíferos, que datan de hace 5.000 años, están en el Sáhara


redacción / la voz

Es la nueva paradoja africana. Mientras 300 millones de personas de África no tienen acceso a agua potable, bajo el subsuelo del continente se esconde una inmensa reserva acuífera con capacidad para satisfacer buena parte de las necesidades de la población. Una detallada cartografía realizada por investigadores del Servicio Geológico Británico y del University College de Londres revela que la cantidad de agua subterránea localizada asciende a medio millón de kilómetros cúbicos, lo que equivale a veinte veces más que la procedente de las precipitaciones anuales registradas en toda África y cien veces más que la cantidad que existe en la superficie.

La paradoja es doble, porque la mayor cantidad de reservas se ubican en terrenos ahora ocupados en superficie por el desierto del Sáhara, la mayor zona árida del planeta, pero que en tiempos, hace en torno 2.500 millones de años, fue un vergel, con numerosos lagos y una exuberante vegetación. Un largo período de calentamiento convirtió al edén en un páramo, pero el agua aportada por las lluvias históricas no se evaporó, sino que permaneció oculta formando acuíferos protegidos por rocas de gran dureza.

Estos acuíferos se formaron hace 5.000 años y son los que conforman las reservas de agua que están actualmente en el subsuelo. De hecho, los depósitos subterráneos africanos no están formados por filtraciones de lluvia recientes, como cabría esperar, sino que son el resultado de un legado histórico que ha permanecido inalterable en los últimos cinco milenios.

«Las zonas de mayor almacenamiento de agua se encuentran en el norte de África, en las cuencas sedimentarias de Libia, Argelia y Chad», constata Alan MacDonald, uno de los responsables del estudio.

El agua existe, pero lo que no está muy claro es cómo aprovecharla. En principio, Alain MacDonald no se muestra partidario de los pozos de alto rendimiento, ya que «no deben ser desarrollados sin un conocimiento profundo de las condiciones de las aguas subterráneas locales». En principio su apuesta pasa por un consumo de agua a pequeña escala y en zonas rurales. «En la mayoría de África, las precipitaciones no son suficientes como para rellenar los acuíferos, por lo que recomendaría no extraer más agua de la que se recarga con la lluvia», dijo.

500.000

Kilómetros cúbicos de agua Esta es la cantidad que se calcula que existe en los acuíferos detectados en el subsuelo africano, cien veces más que la hallada en superficie.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
34 votos

El subsuelo de África aloja una gigantesca reserva de agua