Seguridad Nuclear avala la continuidad de la central de Santa María de Garoña

El CSN aclara que si el objetivo es alargar la vida útil de la central el Gobierno deberá pedir un nuevo pronunciamiento específico para ello

la voz

El Consejo de Seguridad (CSN) considera que «no existe impedimento, bajo el punto de vista de la seguridad nuclear y de la protección radiológica» para que se modifique la orden ministerial que en julio del 2009 decretaba el cierre de la central nuclear de Garoña, previsto para mediados del próximo año. En la práctica, el dictamen del organismo encargado de velar por la seguridad nuclear, emitido a petición del Ministerio de Industria, avala la pretensión del nuevo gobierno del PP de prorrogar la vida útil de la planta atómica burgalesa.

En cualquier caso, el CSN aclara que si el objetivo es alargar la vida útil de la central el Gobierno deberá pedir un nuevo pronunciamiento específico para ello. «Este dictamen del Consejo de Seguridad Nuclear -asegura el informe- no excluye y es independiente del que deberá realizar el organismo regulador ante una nueva petición de licencia para la instalación».

De todas formas, el consejo propone una serie de condiciones adicionales relativas a la seguridad nuclear y a la protección radiológica que se deberán tener en cuenta para la aprobación de la nueva autorización. También deberán incluirse las mejoras recomendadas después de los test de resistencia a que se sometieron las nucleares españolas tras la catástrofe de Fukushima.

La decisión del CSN fue rechazada por Greenpeace. «Vamos a pedir información al ministerio y a comunicar esta decisión a la Comisión Europea y, si hace falta, iremos a los tribunales», dijo Carlos Bravo, su portavoz.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Seguridad Nuclear avala la continuidad de la central de Santa María de Garoña