Un estudio calcula que se perderán 50.000 empleos en la hostelería por la entrada en vigor de la ley antitabaco

Expertos sanitarios ponen ejemplos de países donde la prohibición de fumar no ha causado pérdidas en el sector


madrid/la voz.

El Instituto de Estudios Económicos (IEE) calcula que la entrada en vigor el año que viene de la ley antitabaco provocará la pérdida de 50.000 puestos de trabajo en la hostelería, lo que supone algo más del 3% del millón y medio de empleos que existen hoy en el sector. Esta situación sería consecuencia de la caída de la ventas entre un 5% y un 10%, lo que supondría alrededor de 7.000 millones de ingresos menos que en el 2009.

Según el informe presentado ayer por esta institución, realizado a petición de la Federación Española de Hostelería y Restauración (FEHR), el impacto de la reducción de ventas no será homogéneo en todo el sector, ya que la mayor repercusión se dará en bares, cafeterías y restaurantes.

Estos datos, a juicio de Carmen Calderón, directora de investigación del IEE, supondrán «un impacto muy negativo» sobre la aportación del sector al producto interior bruto (PIB), que en estos momentos se sitúa en el 7,2%.

Según Calderón, los datos ofrecidos son un aviso para que no ocurra en España lo que ha pasado en otros países europeos, que se han visto obligados a dar marcha atrás después de la aprobación de la prohibición de fumar en todos los establecimientos públicos cerrados. Y puso como ejemplo Eslovenia, Bélgica y la República Checa, donde al final se han impuesto limitaciones parciales.

Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Comité Nacional de Prevención del Tabaquismo (CNPT), que agrupa a más de 40 asociaciones científicas y sanitarias, rechazaron ayer las informaciones ofrecidas por la patronal hostelera. «No hay ningún estudio científico hoy en día que demuestre impacto negativo alguno ni en la economía en general ni en la hostelería en particular por la prohibición del tabaco», aseguró en una rueda de prensa Armando Peruga, coordinador del Departamento de Iniciativa Libre del Tabaco de la OMS.

Este experto cifró en 51 países, once de ellos de la UE, los que disponen en sus legislaciones de la prohibición de espacios reservados para fumar en lugares de ocio y hostelería, lo que significa el 25% de los Estados del mundo. Entre estos figuran países tan variopintos como Australia, Canadá, Perú, Uruguay, México, Namibia, Uganda, Jordania o Irán.

Peruga explicó que se ha comprobado que, cuando se prohíbe fumar en los espacios de ocio, disminuye la afluencia de fumadores, pero se incrementa la de personas que no tienen ese hábito, que son mayoría en la sociedad. Además, señaló que disponen de 23 informes de países con un nivel de desarrollo parecido al de España, elaborados por científicos independientes, que han medido los efectos que ha producido esta prohibición. Y solo uno, en Australia, mostró pérdidas en la cantidad de dinero gastada en los locales de juego.

Por otra parte, el presidente de la FEHR, José María Rubio, ha remitido a los senadores una carta en la que advierte que los hosteleros, «antes de verse obligados a cerrar, no tendrán más remedio que incumplir» la ley antitabaco. «La ley se obstina en crea un grave problema a la hostelería en un momento especialmente difícil por la crisis».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos

Un estudio calcula que se perderán 50.000 empleos en la hostelería por la entrada en vigor de la ley antitabaco