El Senado vota a favor de las zonas aisladas para fumadores en hostelería

Los profesionales sanitarios piden que no haya excepciones a la prohibición del tabaco en lugares cerrados


madrid/la voz.

La Comisión de Sanidad del Senado aprobó ayer que la entrada en vigor de la nueva ley antitabaco se retrase al 1 de julio del 2011, seis meses después de lo estipulado en el Congreso de los Diputados. Además, también sacó adelante la posibilidad de crear zonas aisladas para fumadores en bares, restaurantes y locales de ocio. Ambas propuestas fueron del PP, formación política que tiene mayoría en dicha comisión, y contaron con el apoyo del Grupo Mixto y la abstención de CiU.

Estas modificaciones en el proyecto de ley no son definitivas, puesto que tendrán que ser aprobadas en el pleno del Senado del próximo día 14. Posteriormente, los cambios deben ser ratificados en el Congreso, donde la mayoría es de los socialistas.

También salió adelante la propuesta de los nacionalistas catalanes de establecer beneficios fiscales o compensaciones directas para los locales que en su momento acometieron obras para separar a los fumadores del resto, en cumplimiento de la ley del año 2005.

Asimismo, los grupos aprobaron que la exposición al humo del tabaco sea considerada un riesgo laboral, y este será definido como cancerígeno ambiental para los trabajadores. También obtuvieron el visto bueno para que se siga permitiendo la venta de tabaco en las tiendas libres de impuestos de los aeropuertos y que las máquinas expendedoras solo puedan ubicarse en el interior de los quioscos de prensa situados en la vía pública y en las tiendas de conveniencia de las estaciones se servicio.

Coincidiendo con el tratamiento de la futura ley en el Senado, una veintena de las organizaciones más representativas del mundo sanitario hicieron ayer frente común para que el proyecto de reforma de la ley antitabaco se mantenga tal como salió del Congreso y no recoja excepciones a la prohibición de fumar en espacios públicos cerrados. Lo contrario a lo aprobado en el Senado.

Los colegios de médicos, enfermeros y farmacéuticos, los oncólogos, neumólogos, dentistas, médicos de atención primaria, pacientes e incluso estudiantes de medicina, junto con organizaciones de consumidores, suscribieron una carta abierta a los partidos políticos en la que les piden que prioricen la salud pública por encima de los intereses comerciales de la industria tabaquera y rechazan rotundamente que la nueva ley permita los cubículos o zonas cerradas para para fumadores en el sector de la hostelería, como proponen CiU y el PP.

Por el contrario, la Federación de Ocio y Turismo celebró ayer en Madrid un acto de protesta contra la ley antitabaco, en el que varios empresarios tiraron simbólicamente las llaves de los negocios que tendrán que cerrar a consecuencia de la prohibición total de fumar en locales públicos. Según sus datos, a consecuencia de la caída de clientes y consumo, 35.000 empresas se verán obligadas a cerrar, con una pérdida de 150.000 puestos de trabajo.

Por su parte, la ministra de Sanidad, Leire Pajín, informó ayer de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) envió el 25 de noviembre a los parlamentarios españoles una carta en la que los felicita por el proyecto acordado, pero les recuerda que la industria tabacalera «utilizará todos sus poderosos recursos para debilitar las prohibiciones de fumar».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El Senado vota a favor de las zonas aisladas para fumadores en hostelería