«La falsa alarma de la OMS fue clave para el negocio de las farmacéuticas»

El impulsor de la investigación del Consejo de Europa sobre la crisis de la gripe A advierte de que no se ha investigado el riesgo para la salud de las nuevas vacunas


El ex diputado socialdemócrata alemán Wolfgang Wodarg es médico especialista en epidemiología, medicina interna, neumología, salud pública e higiene y medicina social y ambiental. Fue el promotor de la investigación sobre la gestión de la crisis de la gripe A que abrió el Subcomité de Salud de la Asamblea del Consejo de Europa, que presidió hasta hace dos semanas. Según Wodarg, la Organización Mundial de la Salud (OMS) promovió una falsa alarma con la gripe A que permitió a la industria farmacéutica hacer un negocio multimillonario con la venta de vacunas.

-Veo que tose y está ronco, no me diga que tiene gripe.

-No, solo he cogido un resfriado. Creo que soy inmune a la gripe A porque he estado en contacto con virus similares en el pasado. La verdad es que solo el 7% de las enfermedades que se parecen a la gripe están causadas por el virus de la gripe. Más del 90% se deben a otros virus.

-¿Cuánto han ganado las farmacéuticas con la gripe A?

-Es difícil decirlo, pero los analistas estiman que ha habido contratos por valor de 18.000 millones de dólares en todo el mundo, y de entre 3.000 y 5.000 millones de euros en Europa. Pero aún hay negociaciones entre los Gobiernos y la industria.

-Usted asegura que la OMS contribuyó a extender la psicosis porque algunos de sus directivos estaban vinculados a los intereses de la industria.

-Sí, especialmente los grandes fabricantes de vacunas, como Glaxo, Novartis y Baxter. Todo empezó con la gripe aviar en el 2005, cuando la OMS empezó a preparar su plan contra ella. La industria se comprometió a producir vacunas si los Gobiernos aceptaban comprar toda su producción en caso de que la OMS declarara una pandemia. Así que prepararon el negocio para los próximos cinco años. En junio del 2009, la OMS escogió un leve brote de gripe que se había observado desde abril en México, para apretar el gatillo y declarar que cumplía los criterios para declarar una pandemia que se acababan de aprobar.

-Entonces todo fue un montaje sobre una falsa alarma.

-Hacía diez años que los expertos de la OMS ya trabajaban codo con codo con la industria, lo que dio a las compañías la posibilidad de participar en los foros en los que la OMS define qué es una pandemia y qué no, quién está enfermo y quién no. En México empezaron a usar el término con un brote de menos de mil casos, mucho menos de los que produce cualquier gripe invernal en una región con casi 20 millones de habitantes. La falsa alarma de la OMS fue clave para el negocio de las grandes farmacéuticas.

-Eso es corrupción.

-Si usted dice corrupción se refiere a gente que obtiene dinero por favorecer intereses privados. Lo que tenemos que investigar aquí es esa sucia estructura que mezcla intereses públicos y privados, y donde parece que la industria manda mucho en muchas decisiones.

-¿La investigación del Consejo de Europa probará esas acusaciones?

-En la Asamblea del Consejo de Europa hay representantes de 47 países que podrían ayudar a extender la investigación a nivel nacional.

-¿Tiene una opinión sobre cómo han gestionado la crisis las autoridades españolas?

-No conozco detalles sobre España, pero he recibido muchos comentarios de científicos españoles reclamando la verdad y más transparencia.

-¿La UE debería cambiar su sistema de patentes? La industria dice que es la única forma de financiar la investigación.

-La industria farmacéutica y la de armas son las más rentables. Empresas como Novartis tienen retornos de beneficios de entre el 20 y el 30%. Intentan construir monopolios y mantener los precios elevados eliminando del mercado medicamentos genéricos seguros y bien posicionados, creando patentes y obteniendo licencias para nuevos derivados diciendo que son mejores que esos genéricos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos

«La falsa alarma de la OMS fue clave para el negocio de las farmacéuticas»