Los obispos critican la ley de Reproducción Asistida por «inmoral»


madrid

Ricardo Blázquez, presidente de la Conferencia Episcopal y obispo de Bilbao, quiso resaltar ayer de manera especial que la Iglesia no percibe los avances científicos y técnicos como un peligro para su magisterio o sus enseñanzas, si bien precisó que el ser humano «es sujeto y fin de las instituciones de la sociedad» y, por tanto «no está a disposición de otros hombres; no es instrumento a merced de ningún proyecto».El actual trámite parlamentario de la nueve ley de técnicas de Reproducción Asistida, que hace escasas semanas ya fue censurado por otros organismos de la Conferencia Episcopal, volvió a recibir una nueva y severa reprimenda del presidente de los obispos durante una alocución con motivo de la reunión de la Asamblea Plenaria, donde se abordará en profundidad hasta el viernes el nuevo marco legislativo en esta materia impulsado por el Gobierno. Para el presidente del Episcopado, «las fuentes de la vida humana son sagradas» y «manipularlas es una aventura, además de inmoral, inmensamente arriesgada». Arguyó que la Iglesia se alegra del progreso de la ciencia, toda vez que sirve al desarrollo de la humanidad, pero pidió respeto a la dignidad humana.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Los obispos critican la ley de Reproducción Asistida por «inmoral»