Lolita, chica para todo en Noia

La cantante reunió a un niño perdido con sus padres durante su concierto La mayor de los Flores interpretó temas propios y de su hermano Antonio


noia

Lolita levantó una gran expectación entre el público noiés, que abarrotó la alameda de la localidad, donde, al inicio del concierto, sobre las 12.25 de la noche, ya no cabía ni un alfiler. La actuación, gratuita y enmarcada en las fiestas de San Bartolomeu, atrajo a personas de todas las edades, desde los más pequeños hasta gente de la quinta de Lola Flores.La cantante interpretó temas de su último disco Lola, Lolita, Lola , que combinó con otras canciones de grabaciones anteriores, así como alguna que otra de su llorado hermano Antonio. La verdad es que la mayoría de la audiencia demostró que sólo se sabía estas últimas y el popular Sarandonga , que desató la euforia entre el respetable.La artista fue encontrando el buen rollo con el público a medida que avanzaba la velada. Después de la segunda canción se emocionó con el numeroso público concentrado en la alameda: «¡Noia, buenas noches! ¡Felices fiestas! ¡Qué alegría da salir al escenario y ver que hay gente hasta la bandera! Es una satisfacción especial verles ahí de pie. ¡Viva Galicia!». Lolita desveló que ya había estado el día anterior de incógnito por Noia y que había comprobado que la gente se lo estaba pasando «divinamente».El momento más emocionante y simpático de la noche se produjo cuando Lolita sacó al escenario a un niño que se había perdido: Alejandro, de cuatro años. Preguntó por su padre, y varias personas levantaron la mano. Alguno dijo que era su vecino. La artista, con el niño en brazos, tuvo una ocurrencia: «Parezco la Pantoja». Sin embargo, el niño, al contrario que Chabelita, no abrió la boca hasta que apareció su padre. «Ya tienes algo que contar a tus nietos, hijo», le dijo la cantante.A propósito de una canción titulada Noche de luna llena , Lolita advirtió que el satélite se encontraba en esa fase el sábado del concierto. «Bueno, más bien se está desenllenando ». Ante las risas del público, corrigió: «Menguando».La mayor de las hermanas Flores demostró que su talento le viene de familia, pues es capaz de contonearse como Rosario y ponerse rockera como Antonio cuando es necesario.Con los pies destrozados, Lolita se puso unas vendas y siguió cantando. Al final, a pesar de que no se oían muchos «otra, otra», el grupo regresó para interpretar el principal bis: «No dudaría». Fueron los minutos mechero de la noche.La actuación duró poco más de una hora pero consiguió combinar temas románticos con otros más marchosos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Lolita, chica para todo en Noia