Ingresan en prisión los dos hermanos detenidos por el crimen de Toques

Vecinos de Sobrado, están procesados por un presunto delito de homicidio o asesinato

;
Los detenidos por el asesinato en Toques, en los juzgados de Arzúa

Arzúa / La Voz

Manuel y Marcial Carreira Barral, los dos hermanos de Sobrado dos Monxes a los que detuvieron por su presunta implicación en la muerte de Julio Lea Casal, el hombre que apareció calcinado en un incendio forestal en Toques, permanecen ingresados en la cárcel de Teixeiro tras prestar este miércoles declaración ante la titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Arzúa, que lleva la causa, declarada secreta. La magistrada decretó prisión provisional comunicada y sin fianza para los dos, que eran vecinos de la víctima en la parroquia de Nogueira. Están procesados por un presunto delito de homicidio o asesinato. El tercer arrestado por el crimen de Toques, Luis Carreira Mejuto, un primo de los hermanos implicados que reside en Boimorto, ha sido puesto en libertad con cargos y la obligación de comparecer judicialmente cada quince días. Se le investiga por un presunto delito de encubrimiento.

De lo que no hay certeza, de momento, es del móvil del crimen, aunque sí trascendieron la mala relación y las rencillas entre la familia de los detenidos y la de la víctima, a la que sus vecinos de Sobrado no recuerdan como un hombre problemático. Diferente concepto tienen de uno de los hermanos detenidos, que hace años protagonizaron sendos episodios violentos que dejaron lesiones y secuelas al padre de la víctima y a otra vecina.

Los tres procesados llegaban hacia las diez de la mañana del miércoles al juzgado de Arzúa, procedentes del cuartel coruñés de Lonzas, donde permanecían retenidos desde su detención el lunes. Ni los hermanos Carreira Barral, ni el primo de ambos, que reside con su madre en la parroquia de Dormeá en Boimorto, opusieron resistencia en el momento en el que fueron apresados. Efectivos del instituto armado los escoltaron a los tres en su llegada y a la salida de la sede judicial de la localidad arzuana, que abandonaron hacia la una y media de la tarde en el mismo furgón en el que habían llegado. A los dos procesados de Sobrado dos Monxes también se les investiga por el incendio forestal en el que se halló el cuerpo carbonizado de Julio Lea.

El cadáver lo localizó el agente forestal de una de las brigadas que Medio Rural movilizó, el pasado 27 de marzo, para extinguir el incendio. El muerto se encontraba fuera de su vehículo, igualmente carbonizado, al fondo de un corto camino de acceso al monte, que no resultó afectado por las llamas. El cadáver de Julio Lea presentaba un fuerte golpe en la cabeza y otro en el tórax.

En enfermería, a la espera de acceder a la unidad de prevención de suicidios

Manuel y Marcial Carreira Barral se encuentran en la enfermería de la cárcel coruñesa de Teixeiro, donde, de acuerdo con fuentes próximas a la investigación, permanecen a la espera de que se les realice el reconocimiento médico que lleva parejo todo ingreso en prisión para derivarlos a la unidad de prevención de suicidios, donde, según las mismas fuentes, se recomienda que permanezcan inicialmente dado el estado de desesperación en el que se encontraban este miércoles. Allí estarán vigilados por presos de confianza. 

Un detenido por el crimen de Toques ya había agredido al padre de la víctima

Emiliano Mouzo
;
En directo en Toques: «Los detenidos vivían a 400 metros del asesinado» Los detenidos por el crimen de Toques son dos hermanos y un primo

Han sido arrestados dos hermanos, vecinos del muerto, y un primo de ambos

Manolo y Marcial, dos hermanos vecinos de Sobrado dos Monxes, de unos 60 años, y un primo de ambos, residente en el municipio de Boimorto, son las tres personas detenidas por la muerte de Julio Lea Casal, el hombre que apareció calcinado cerca de su vehículo en Toques el pasado 27 de marzo.

Los dos hermanos, uno de ellos casado y con tres hijas, residen a escasos metros de la vivienda de la víctima, en el lugar de Freirá. De hecho, otros vecinos de la parroquia señalan que ambas familias eran los últimos residentes de la aldea en la que vivían, después de que otro matrimonio decidiese cambiar su lugar de residencia por no sentirse cómodo en el lugar.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos
Tags
Comentarios

Ingresan en prisión los dos hermanos detenidos por el crimen de Toques