Más de 14.000 hogares pierden el bono social

Solo 5.700 familias de las 20.000 que lo tenían hasta ahora pueden cumplir las condiciones económicas


santiago / la voz

Solo el 28 % de las personas que disponían de descuento en la tarifa del suministro eléctrico, vinculado a la potencia mínima, seguirán disfrutando de la rebaja en la factura al ampliárseles las condiciones nuevas del bono social, que están fijadas por el Ministerio de Energía. Antes de que entrara en vigor el nuevo sistema, en los 25 municipios del área de Santiago a 20.012 clientes se les aplicaba una tarifa que suponía un precio más bajo de la luz, pero ahora solo 5.791 podrán beneficiarse de los descuentos del bono social. Al resto se les pasarán a aplicar automáticamente la tarifa PVPC (precio voluntario para el pequeño consumidor), que se rige por el mercado regulado por el Estado.

De los 25 concellos, entre los casos más llamativos está el de Santiago. Antes del nuevo sistema, 7.005 clientes de la principal comercializadora, Naturgy, disponían de descuentos, al tener su contrato ligado a una potencia máxima de 2,3 kilovatios, pero ahora solo 1.425 seguirán contando con descuento. Ames y Teo, con 1.349 y 1.061 clientes, eran los que más beneficiaros tenían después de Santiago, y se quedan con 431 y 321, respectivamente.

Titular del contrato

En el caso de estos tres municipios, donde hay un importante parque de viviendas alquiladas a estudiantes y familias de renta baja, se produce una situación que deja fuera a muchos potenciales beneficiarios. El bono social se le concede al titular del contrato, por tanto los arrendadores tendrían que facilitar el cambio del contrato a nombre de los inquilinos para pedir el bono social. Sin embargo, este cambio no suele hacerse, por lo que los arrendatarios se quedan sin los descuentos. Desde Naturgy se recuerda que realizar el cambio no tiene coste siempre que se mantengan las mismas condiciones del contrato. El cambio de titular puede ser realizado por el propietario del inmueble o por el inquilino.

El plazo para solicitar seguir disfrutando del bono social finalizó el pasado 8 de octubre, pero aquellos clientes que disponían de los descuentos y no realizaron la renovación en plazo podrán hacerla hasta el 31 de diciembre, según anunció el Ministerio de Energía el pasado 5 de octubre. A los que les concedan el nuevo bono social, se les aplicarán los descuentos con efecto retroactivo desde el 8 de octubre. Pero todos los clientes que no realizaron la tramitación empezarán a recibir sus recibos con la tarifación nueva a partir del pasado lunes 8 de octubre.

La modificación en el sistema de concesión de los descuentos en el recibo eléctrico tiene como finalidad acercar los descuentos a las personas que más lo necesitan fijándose exclusivamente en los recursos económicos, independientemente de la potencia contratada. Así, los recursos económicos de las familias sin menores a cargo no podrán superar 1,5 veces el Iprem anual (12 pagas), 6.454,03 euros/año; y (14 pagas), 7.519,59 euros/año. Si hay un menor, el límite es de dos veces el Iprem, y si son dos o más menores, de 2,5 veces el Iprem. También se benefician del bono social las familias numerosas; y los pensionistas y jubilados, que deben cumplir, además, los requisitos económicos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Más de 14.000 hogares pierden el bono social