Santiso tiene el colegio más deseado en pandemia

Natalia Rodríguez Noguerol
natalia noguerol MELIDE / LA VOZ

SANTISO

NOGUEROL

Los equipamientos, la metodología y el entorno distinguen al CEIP de Arcediago

15 jun 2021 . Actualizado a las 22:20 h.

En el patio de recreo del colegio de Arcediago, en Santiso, hay un cartel en el que se lee: «Todo sairá ben. Resistiremos». Es un deseo sin fronteras desde que, hace un año, el mundo entero vive inmerso en una pandemia. Pero el mensaje adquiere un segundo significado en el centro escolar de un municipio en el que apenas nacen críos. Aunque la evolución demográfica del rural no ayuda, el propio entorno -más si cabe, en una situación sanitaria compleja- es una de las fortalezas con las que cuenta el colegio -por cierto, sin un solo caso de covid en todo el curso- para salir adelante. Fue una de las singularidades que valoraron María José Salgado y Gerardo Porto cuando el año pasado matricularon a Xes en el CEIP de Arcediago. Tras la experiencia, estos vecinos de Melide decidieron que su hijo «acabará Primaria en Arcediago, onde todo está pensado para que desenvolvan as súas capacidades; estalle gustando moito aprender, está feliz, e nós, contentísimos», cuenta ella.

«Sempre nos gustou unha educación pública e máis alternativa, aínda que, ao final, optas polo máis cómodo, meténdoo no cole que lle corresponde, pero coa covid, atopamos a escusa perfecta para remover as nosas conciencias», comenta la madre de Xes para explicar que encontraron en Santiso el colegio que buscaban para su pequeño: «poucos alumnos, unha atención totalmente personalizada e moito sitio para xogar», relata, y recuerda, al hilo, las espaciosas zonas comunes del centro educativo, que cuenta con un parque infantil, una pista multideporte, un pabellón deportivo, y huerta. La metodología es uno de aspectos que subraya Alfonso Muñoz cuando habla de la ventajas del colegio que dirige. Apunta al respeto que «ao ser poucos nenos, a atención é máis individualizada, e, ademais, ao estar agrupados, aos do curso inferior sempre se lles poden ir introducindo conceptos do curso seguinte, e os alumnos do superior axudan ao seus compañeiros do curso inferior».

«É un cole pequeno, que é unha gran familia na que todos coñecemos e nos implicamos nas circunstancias de cada quen»

En el colegio de Arcediago, con jornada única, hay 43 alumnos: 12 agrupados en los tres cursos de Infantil, otros tantos en primero y segundo de Primaria; 7, en tercero y cuarto; y 12, en los últimos dos cursos de esa etapa. Inyectan vida a «un cole pequeno, que é unha gran familia na que todos coñecemos e nos implicamos nas circunstancias de cada quen», afirma el director, en consonancia con lo que también valora María José Salgado: «A relación co persoal do centro é boísima; escoitan e toman en consideración o punto de vista dos pais», apunta.