Mucha energía para prender la mecha de O Son do Camiño

SANTIAGO CIUDAD

El público, que poco a poco fue accediendo al Monte do Gozo, se entregó desde que Amoebo se subió al escenario

30 may 2024 . Actualizado a las 19:35 h.

El Monte do Gozo ya vive O Son do Camiño. En esta primera jornada, con energía a tope, el público ya comenzó a entregarse desde que Amoebo se subió al escenario poco después de las tres de la tarde. En ese momento, los peregrinos que se dirigían la recinto se cruzaban con los que cargados con mochila iban en dirección a la Catedral. Porque este jueves la peregrinación auténtica fue en dirección contraria con el gran atractivo de Green Day, con cita a partir de las 22.30 horas. Sin embargo, los preparativos para ese gran momento llegaban desde esos primeros compases con el público adquiriendo camisetas. 

A Amoebo le siguió el dúo de Manchester Hot Milk y la formación viguesa Maryland. Ellos daban paso a la banda estadounidense The Interrupters, que terminaban con un «graciñas» y un «I love you». Después, tomaba el testigo uno de eses artistas que muchos jóvenes aguardaban: Fernandocosta. El ibicenco echó el resto desde el inicio, «Todos con las manos arriba» requería ya en los primeros compases de su actuación entre las llamaradas que emanaban del escenario. Mientras debutaba en O Son do Camiño, el ibicenco daba las gracias por lo bien que lo trataba Galicia, en una actuación en la que continuamente interaccionó con el público mandando en un momento al público realizar un gran círculo entre gritos. Para entonces el foso ya comenzaba a llenarse.

Su actuación también coincidía con el inicio del escenario Son Electro, donde el compostelano Kike Varela daba el pistoletazo de salida. Entre ambos, la noria, que esta edición cambia de ubicación y también sirve para barrera de los dos espacios.