Alumnos de Santiago, Salvaterra de Miño y Arzúa representarán a Galicia en la fase nacional de la Olimpiada Filosófica

Patricia Calveiro Iglesias
P. Calveiro SANTIAGO / LA VOZ

SANTIAGO CIUDAD

Sandra Alonso

El alumno santiagués Daniel Neira, del Peleteiro, fue el mejor alumno en la modalidad de fotografía y el tercero en la de vídeo, por detrás de un equipo de estudiantes arzuanos y de una alumna salvaterrense

24 abr 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

La facultad de Filosofía de la USC acogió ayer la entrega de premios de la VIII Olimpíada Filosófica de Galicia. En la modalidad de fotografía, el alumno santiagués Daniel Neira (del Peleteiro) y Sarai Estévez (IES Salvaterra de Miño) quedaron en primer y segundo puesto respectivamente, lo que les abre las puertas al campeonato estatal que se celebrará en mayo de forma virtual. Lo mismo sucede con la campeona en la modalidad de vídeo, Icía Domínguez (también del Salvaterra de Miño), y el equipo subcampeón (del IES Arzúa, formado por Alba García, Sandra Novo, Mario Rial, Ana Rodríguez y María Vázquez). Aunque a causa de la pandemia este año no se celebró la modalidad oral de disertación y dilema moral, como novedad se disputó una prueba de banda diseñada a nivel autonómico, en la que ganó Nerea González (del IES Allariz).

Todas las modalidades trataron un tema común, libertad o seguridad. El primer puesto en cada una de ellas tuvo una dotación de 300 euros, el segundo de 250 y, el tercero y cuarto, un regalo conmemorativo y diploma de acreditación. El tercer y cuarto podio en fotografía fueron para Pablo Granja, del colegio Peleteiro (Santiago), y Leticia Valije (IES Salvaterra de Miño). En vídeo, el broce fue para el estudiante compostelano Daniel Neira -que hizo doblete en la competición autonómica-, el cuarto escalón del podio para Lara Vázquez (IES 12 de Outubro) y el quinto para Sandra Lires (IES de Arzúa). Y, completando el palmarés de ganadores, en banda diseñada también se reconocieron los trabajos de Mariña Dafonte (IES Sanxillao) y Leticia Castro (IES Salvaterra de Miño).