La Catedral tiene una nueva biografía con los hallazgos durante su restauración

Montse García Iglesias
Montse García SANTIAGO / LA VOZ

SANTIAGO CIUDAD

PACO RODRÍGUEZ

«La Catedral de los Caminos» aporta visiones hasta ahora desconocidas

12 abr 2021 . Actualizado a las 00:12 h.

«Es la obra más completa sobre la historia y el arte de la catedral de Santiago». De este modo define Daniel Lorenzo, director de la Fundación Catedral, el libro en el que nueve autores repasan durante casi un millar de páginas la evolución histórica y artística del templo compostelano, La Catedral de los Caminos. Estudios sobre Arte e Historia. Con esta publicación se puede acceder a los trabajos íntegros que sirvieron de base para elaborar La Catedral de los Caminos. Una biografía de la iglesia de Santiago, que vio la luz al final del año pasado. Pero si este trabajo tenía un carácter divulgativo para que un público amplio se acercase al conocimiento más actual de la basílica compostelana, las mil páginas del nuevo libro pretenden ser «un gran manual de consulta, y poder ir al detalle concreto», explica Ramón Yzquierdo Peiró, encargado de esta edición y autor de uno de sus capítulos.

Es una obra sin precedentes. «Nunca se había hecho nada semejante», detalla Yzquierdo, pese a los múltiples trabajos publicados sobre la basílica compostelana. El único que podría parecerse es uno del año 1978, pero «era más divulgativo». Además, cuenta con otro aliciente añadido, ya que se trata de la biografía del templo más actualizada al incluir los hallazgos que se produjeron en el transcurso de la restauración llevada a cabo durante los últimos años. «Estas obras no consisten solo en limpiar y levantar, sino que hay todo un proceso de estudio detrás. Además, cuando levantas una piedra encuentras nuevos indicios que te dan la razón en lo que ya has publicado o te aportan nuevos elementos. Entonces, este trabajo es lo más reciente porque nadie ha tenido acceso a estos materiales», afirma el experto y director del Museo de la Catedral.

Durante la restauración, los autores de los estudios incluidos en la publicación estuvieron en contacto con los arquitectos para conocer de primera mano esos nuevos hallazgos. «En la obra del edificio claustral, por ejemplo, aparecieron elementos relacionados con el claustro medieval o con la torre de Manrique que estaban allí pero que no se habían visto nunca. Al levantar los tejados se ha visto cómo estaban encajados en el actual edificio y cómo son aprovechadas esas estructuras. Son cuestiones que no se sabían», explica Yzquierdo, añadiendo que por primera vez se ven, con esta publicación, fotografías de esas zonas de la Catedral.