Analizan en Fairway los puntos débiles del Camino de cara al año santo

La desestacionalización, mercantilización, saturación y diversificación preocupan a expertos, asociaciones e instituciones


Santiago / La Voz

La locomotora del Xacobeo 2021 se ha puesto en marcha de cara a una cita clave para Galicia, que tras 11 años volverá a mover un importante montante en inversiones públicas vinculadas al turismo y cultura. La organización del próximo año santo avanza «sin prisa pero sin pausa», indicó la comisaria del evento, Cecilia Pereira, en Compostela. Allí se reunieron, en el marco del congreso de Fairway, expertos, asociaciones e instituciones para exponer los frentes abiertos que hay de aquí al inicio de la celebración.

Participación

Abierto a la sociedad. Pereira señaló que la aspiración de la Xunta es que este sea un «evento transversal, participativo y abierto a la sociedad». Tras haber regulado la imagen de marca, se licitará el plan estratégico «consensuado con todos los agentes públicos y privados». Al mismo tiempo, recordó que en el programa O teu Xacobeo (dotado con 2 millones de euros) cuenta con una línea de ayudas para que cualquier persona, empresa, concello, asociación o colectivo proponga proyectos vinculados a esta celebración, a fin de elaborar una «programación sociocultural conjunta».

Impacto

Universalidad y desestacionalización. La comisaria del Xacobeo 2021 también habló de los tres grandes obstáculos a salvar para lograr el impacto deseado. En primer lugar, su internacionalización, que exige una serie de servicios y propuestas culturales acordes a los tiempos que corren, «de calidad y carácter universal», pero sin renunciar a la promoción de la cultura gallega. Y, en segundo lugar, la descentralización y desestacionalización del Camino, para que la llegada de peregrinos no se concentre únicamente en los meses del verano sino también durante el resto del año. Todo ello, sin perder de vista la sostenibilidad de los recursos.

Retorno económico

Compaginar esencia y rentabilidad. En un fino equilibrio ?a veces descompensado? conviven la ambición de preservar la identidad del Camino con la búsqueda de un retorno económico y la promoción del territorio. Este es uno de los frentes abiertos en los que reparó no solo Cecilia Pereira, también el deán de la catedral de Santiago, Segundo Pérez, quien reclamó la necesidad de mantener el interés espiritual.

Hipersaturación

Promoción de la Ruta menos frecuentada. Juan Guerrero, vicepresidente de la Federación de Amigos Camino, reclamó un cambio en la política de ayudas, que prima a las vías que atraen a más peregrinos. Esta es una visión «cortoplacista» que «contribuye a la banalización del Camino, sobresaturado y mercantilizado», dijo. Apoyar a otros trazados ayudaría a compensar esta tendencia, añadió, al tiempo que pidió que se revise el criterio de los 100 kilómetros para obtener la compostela y evitar sí el cuello de embudo que se produce en Sarria: «Es necesario prestar más atención al peregrino de largo recorrido».

Coordinación

Puentes institucionales. Ernesto Gómez, director de la Asociación de Municipios del Camino tendió la mano a entidades supramunicipales para coordinar las acciones. Tanto este como Enrique Saiz, director general de Patrimonio Cultural de la Junta Castilla y León, incidieron en la necesidad de tender puentes institucionales, incluso entre países, aunque evitando «sobrecontrolar» para no pervertir la esencia. Y Manuel Mirás, en representación de la Fegamp, reparó en la importancia de la «uniformidad» a la hora de hacer intervenciones públicas o privadas y de agilizar las autorizaciones administrativas.

Diversificación

Coto al bum del caminos. Saiz mostró su preocupación por la multiplicación de rutas: «El crecimiento ilimitado de los caminos lo hará insostenible». Para él, este «fenómeno inflatorio» amenaza al reconocimiento de los trazados originales. Esta visión fue apoyada por el deán de la Catedral, Segundo Pérez: «No podemos desvirtuarlo y reconocer su paso por todos los municipios, solo cuando hay criterios objetivos».

La meta

Responsabilidad y recursos. «Os camiños son moi importantes, pero sen meta acaban sendo unha feira», destacó Segundo Pérez, quien indicó la banalización del Camino puede «acabar con la gallina de los huevos de oro». El deán reivindicó el papel protagonista que juega la ciudad de Santiago, al igual que la concejala compostelana Marta Lois, quien solicitó apoyos a la medida de la responsabilidad que se cierne sobre la capital gallega, donde se espera que en el 2021 llegue «en torno a un millón de persoas que van pernoctar ese ano na cidade».

Vive Camino

Toda la información sobre el Camino de Santiago en Vive Camino

Votación
1 votos
Comentarios

Analizan en Fairway los puntos débiles del Camino de cara al año santo