La interculturalidad gastronómica siempre es una apuesta segura

La Alameda acogió la degustación de platos típicos de seis países latinoamericanos y bailes tradicionales


Una buena forma de acercarse al modo de vida de cualquier país es conocer qué se cuece entre sus fogones. Y si además quien cocina comparte lengua con quien desea conocer otras gastronomías, el fracaso es una opción con pocas posibilidades. Esto lo sabe la organización del Festival Intercultural de Santiago, celebrado ayer en la Alameda. El corazón de la ciudad supo a ceviche peruano, sopa paraguaya, chipa guasu, sancocho con arroz blanco, ensalada rusa y frito ecuatoriano, entre otras sabrosuras, ofrecidas justo a la hora de comer y hasta el momento de la merienda en un espacio que estuvo acompañado por el buen tiempo.

El programa incluyó un festival folclórico con representaciones artísticas de los países homenajeados, destacando la actuación de la cantante argentina Rocío, que estuvo acompañada con una guitarra que sonó a tango y bolero. El público pudo conocer los bailes típicos de Paraguay, como la tradicional danza de la botella, el chamané y el pájaro campana, junto con actuaciones folclóricas de los demás países invitados, junto con el grupo de percusión Trópico de Grelos.

Como complemento a esta jornada festiva internacional, el centro sociocultural de Vite organizó el sábado por la tarde un taller de cocina de Colombia y Paraguay.

Hoy • 20.30 horas • Acceso libe • Paraninfo da USC • La violinista letona Elina Viksne, miembro da Real Filharmonía de Galicia, inaugura la programación musical del nuevo curso académico de la Universidade de Santiago con un concierto que también servirá como broche final del ciclo Oculta Polifonía, organizado por el Área de Cultura de la USC. Elina Viksne es fundadora de la Asociación Compostela Sound, entidad que preside desde el 2017.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La interculturalidad gastronómica siempre es una apuesta segura