Feijoo lamenta la «incerteza» del plan de accesos para la intermodal

Presiona al Concello para resolver el proyecto ante el inicio de las obras, en junio


Santiago / La Voz

El Consello da Xunta ha puesto el punto y final a los trámites administrativos para la aprobación del convenio que permitirá la construcción de una pasarela que comunicará las estaciones de tren y de autobuses de Santiago, y que servirá de nexo entre los barrios del Ensanche y Pontepedriña. El anuncio de este nuevo paso adelante de la infraestructura le sirvió al presidente autonómico para darle un tirón de orejas al Concello compostelano, por no haber dinamizado el plan de accesos, que dijo «descoñecer por completo». Feijoo expresó su convencimiento de que «cumprirá, pero non é menor a incerteza», sobre todo teniendo en cuenta que junio sigue siendo la fecha para el inicio de las obras de la estación, que le tocan a la Xunta.

El jefe del Ejecutivo gallego consideró oportuno poner esta situación en conocimiento de la ciudadanía, y señaló que buena parte del éxito de la intermodal va a depender de la movilidad que exista en torno a una infraestructura que va a multiplicar la circulación de grandes vehículos de transporte público.

En cuanto a las aportaciones económicas, Feijoo recordó que la de la Xunta para la pasarela será de 1,8 millones; el Concello de Santiago pondrá la misma cantidad -otro 30 %- y ADIF se hará cargo del 40 % restante, aunque una vez acabadas las obras será la administración local la que se haga con la titularidad y, en consecuencia, de su mantenimiento. La estación de autobuses correrá a cuenta de las arcas autonómicas por un montante de 10,4 millones de euros.

El edificio tendrá dos plantas, situándose en el inferior las dársenas y las vías de circulación y maniobra de vehículos, y en el superior estarán los servicios de atención al viajero. La superficie total es de 13.000 metros cuadrados, y serán 36 las dársenas que tendrán operatividad. Además, se habilitará un espacio para la implantación de un futuro aparcamiento para autobuses. En una segunda fase, el Ministerio de Fomento asumirá la reforma de la estación ferroviaria, con una inversión prevista de 41 millones de euros.

Oportunidad en San Caetano

El presidente Feijoo afirmó que el traslado de la terminal de buses al entorno del Hórreo supondrá un avance importante para las comunicaciones de la capital, pero también será una «oportunidade histórica» para la Administración que dirige, que podrá unificar múltiples servicios ahora esparcidos en el nuevo edificio administrativo que sustituirá a la actual estación en el entorno de San Caetano, donde podrán trabajar más de mil funcionarios.

Noriega se remite a su tesis de que cada administración debe preocuparse de sus compromisos

 

 

El alcalde de Santiago eludió ayer echar más leña al fuego en la disputa verbal que Xunta y Concello mantienen desde hace meses con motivo de los accesos a la estación de autobuses. Interpelado al respecto de la recriminación realizada por Feijoo sobre la «incerteza» de los accesos a la futura intermodal, un ámbito de competencia municipal, Martiño Noriega se remitió a las declaraciones que realizó tras la junta de gobierno del viernes pasado, en la que el Ayuntamiento dio luz verde a la licitación de la redacción del proyecto de reurbanización de Clara Campoamor. Noriega señaló entonces que «cada administración debe preocuparse dos seus compromisos e nós cumpriremos os nosos». Esgrimió que no entendía las prisas de la Xunta: «Aínda ten que adxudicar definitivamente a construcción da estación de autobuses, e logo hai que facela».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

Feijoo lamenta la «incerteza» del plan de accesos para la intermodal