Compostela Aberta amplía su ventaja como lista más votada en Santiago a costa del PSOE

El PP y el BNG mantienen su representación de 9 y 2 ediles, según la barómetro de Sondaxe

S. Lorenzo
santiago / la voz

De celebrarse en Santiago unas elecciones municipales a finales del 2017, dos años y medio después de la última cita con las urnas locales y a uno y medio de la próxima, Compostela Aberta (CA) conseguiría ampliar su ventaja como la lista más votada, según el Barómetro Urbano de diciembre realizado por Sondaxe en la capital gallega. La formación liderada por Martiño Noriega, que en mayo del 2015 gobernó la capital de Galicia al alcanzar un concejal más y obtener un punto porcentual más de apoyo en las urnas, logra ahora dos ediles de margen sobre el PP (se reparten 11 y 9) y se distancia porcentualmente en estimación de voto (39,5 % por 31,7 % de los populares).

El avance de la lista de «unidade popular», como la define el regidor, es relevante en cifras y tiene impacto político, porque deja fuera de juego al PSOE, que se hunde en las estimaciones con solo el 12,2 % de los votos, que se traducen en tres concejales. Se trata de la peor expectativa electoral tras moverse durante décadas entre las mayorías de Xerardo Estévez en los 80 y 90; y el respaldo ciudadano ya en este siglo de Sánchez Bugallo, que nunca bajó de nueve ediles. El grupo ahora liderado por Francisco Reyes, que había bajado a cuatro concejales en el 2015, lleva meses funcionando con solo tres por un problema interno que se resume en que un funcionario municipal que iba en la lista no ha tomado posesión de su escaño. Y con estos resultados que ofrece el barómetro su peso en una hipotética toma de posesión, en la aprobación de los presupuestos anuales o en cualquier otra iniciativa municipal queda minimizada al ser suficiente para Compostela Aberta negociar con el BNG, con el que mantiene roces en el día a día pero que le ha facilitado la gobernabilidad en los momentos clave a cambio de influir en algunas decisiones estratégicas.

Los problemas de Santiago

El desempleo, la escasez de empresas y de tejido industrial representan el principal problema para los compostelanos. Así lo suscriben el 21,5 % de los encuestados por Sondaxe. Aunque la diferencia con los que achacan sus quebraderos de cabeza, en lo que atañe a la gestión municipal, al mal estado de las carreteras, calles y aceras, es casi anecdótica, pues estos últimos representan el 20,5 % de los consultados. En un segundo bloque de preocupaciones de los ciudadanos figuran la gestión del tráfico, la deficiente señalización y la escasez de aparcamientos (11,4 %); la saturación de los centros de salud, la escasez de ayudas a las personas necesitadas y las políticas de igualdad (11,1 %); y el transporte urbano deficiente (10,1 %).

El 97 % de los vecinos conocen a Martiño Noriega, que es el único que aprueba con un 5,8

La práctica totalidad de los vecinos de Santiago conocen a su alcalde, un 97,3 %, y tres de cada cuatro identifican sin problemas al líder de la oposición Agustín Hernández, que también ejerció como regidor en el último tramo del pasado mandato. El portavoz que tiene más problemas para ser identificado en el socialista Francisco Reyes -pocos más de la mitad de los encuestados-, que además obtiene la peor calificación, con un 4,01. El exconselleiro del PP mejora ligeramente hasta los 4,07, mientras que el referente del BNG, Rubén Cela, mantiene un nivel de conocimiento discreto (65 %) pero una calificación que ya se acerca al aprobado, 4,79. Martiño Noriega, en cambio, logra un holgado aprobado con un 5,82. En mayo de este mismo año su nota era de 4,70, pero su mérito es mayor por cuanto sus simpatizantes le ponen un 7,20, la mejor nota de largo, mientras que los votantes del BNG le dan un 6,61 y los del PSOE un 5,84. Solo lo suspenden los votantes populares, con un 3,80. El resto de los portavoces logran el aprobado entre los suyos, aunque el líder del Bloque también está bien valorado entre los votantes de CA.

Desempleo y mal estado de los viales, principales quejas de los ciudadanos

s. l.

También ven problemas en la gestión del tráfico, aparcamiento y servicios sociales

Santiago tiene su propio ecosistema en la percepción de los principales problemas de la ciudad por parte de los vecinos. Aunque los motivos de sus desvelos no difieren de cualquier otra urbe gallega, las proporciones en las que se distribuyen sí denotan aquí conclusiones significativas. La principal preocupación, por ejemplo, es el desempleo, la escasez de empresas y de tejido industrial, una queja que suscriben el 21,5 % de los encuestados por Sondaxe. Pero la diferencia con los que sitúan sus quebraderos de cabeza en el mal estado de las carreteras, calles y aceras, que son el 20,5 %, es casi anecdótica.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
30 votos
Comentarios

Compostela Aberta amplía su ventaja como lista más votada en Santiago a costa del PSOE